Díaz y Ayuso frente a frente

Para el caso de que Pedro Sánchez logre convertirse en dictador, y si no lo consigue no podrá vivir, hay un trabajo con mucho futuro: el de sostenedor de espejos. Por más que haya, nunca tendrá bastantes, así que las plazas son muchas. Pero habrá que esforzarse en saber cómo ponérselos. Y hay que tener en cuenta que su cara es tan insulsa como la de Pedroche, y su cuerpo mucho menos atractivo.

Aunque a lo mejor no hay lugar para todo eso, porque el hombre propone y Dios dispone. Hoy va a ser día de refranes. No todo en Pedro Sánchez es narcisismo, también en él un espacio muy grande para el rencor. Le tiene tanto a Ayuso, y todo por no hincarse de rodillas ante él, o al menos conformarse con quedar en segundo plano, que le ha hecho la campaña, ha redoblado su popularidad, lo de #Ayusodimisión ya es un clásico, hasta el punto de que Pablo Casado está mosca y muchos se extrañan de que todavía no haya hecho con ella lo mismo que con Cayetana.

Pero en Pedro Sánchez todavía queda espacio para muchos más rencores. Alguien tan sometido a sus pasiones como él lo está debería estar recluido en un psiquiátrico. El odio que le tiene a Susana Díaz por habérsele opuesto en un momento le lleva a quererla barrer del mapa, con lo cual la lleva a luchar. Dice otro refrán que Dios escribe recto con los renglones torcidos de los hombres. Y he aquí que ahora muchos socialistas que obedecen a Sánchez, porque les gusta obedecer, vean la oportunidad y prefieran obedecer a Díaz.

Y es el caso de que el rencor de Sánchez puede hacer que sean dos señoras las que opten a la presidencia del gobierno y ello permita también que a él lo hospitalicen, por si fuera posible curarle alguna cosa.

‘2016. Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’
‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Tránsito en la mirada’
‘Te doy mi palabra’

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído