El locutor de radio Paco Chavanel intoxica a la audiencia con su obsesión por José Manuel Soria

Soria: «Hasta aquí hemos llegado»

Protegido y achuchado por el dueño de Canarias 7, Juan Francisco García, busca atemorizar al presidente del PP canario

Soria: "Hasta aquí hemos llegado"
Francisco Chavanel.

Francisco Javier Chavanel, periodista de ida y vuelta, aprovechó la presencia de Mariano Rajoy en el Foro Nueva Economía para arremeter contra José Manuel Soria en su programa de radio.

Como un perro de presa, achuchado por el dueño de Canarias 7, Juan Francisco García, actúan ambos como matones de feria contra el líder político que ha dicho “hasta aquí hemos llegado”.
 
Afirma Chavanel que Rajoy se está pensando si hacer o no ministro a Soria a la vista de sus reveses judiciales. Y lo dice justo ese día en el que Soria estaba en Madrid arropando a Rajoy en la tribuna del Foro Nueva Economía en la que el líder canario expuso,  hace unos meses,  su análisis sobre la situación económica en el Archipiélago.
 
Al acto del hotel Ritz fueron a escuchar a Rajoy más de 300 empresarios entre los que figuraban los presidentes de ACS, FCC, Acciona  o Globalia junto a Rodrigo Rato, Alfredo Sáez, consejero delegado del Banco Santander y la plana mayor del PP.

En la mesa presidencial, María Dolores de Cospedal, Esperanza Aguirre, Rodrigo Rato, Pío García Escudero, Soraya Sáenz de Santamaría, Ana Botella, Ana Mato, Esteban González Pons, Manuel Fraga y… José Manuel Soria que, casualmente, ocupaba el lugar más cercano a Rajoy.

GENTE SERIA

Esta vez no le preguntaron a Rajoy por el futuro de Soria y no consta que Rajoy haya hablado con Chavanel al respecto, entre otras cosas,  porque Rajoy es persona seria que trata con gente seria. Chavanel ha demostrado a lo largo de su trayectoria ser de todo menos serio.

Es verdad que este predicador radiofónico, conocido como “barrilito cósmico” o perro de presa fondón,  siempre se ha caracterizado por escribir al dictado de quien le paga porque de algo tiene qué comer.

Esto, sin embargo,  no es óbice para que su patrocinador principal  medite  sobre si le compensa perder a chorro lectores en Canarias 7 por intentar saciar su maniaca obsesión persecutoria por el político que un día le dijo, “hasta aquí”.

PERIODISTA DE IDA Y VUELTA

Francisco Javier Chavanel,  Después de una larga andadura en el Canarias 7, en marzo de 2004 rompe todas sus ataduras con el diario y con Radio Atlántico, emisora en donde realizaba su programa diario.

En noviembre del mismo año regresa a las ondas en la emisora de Carlos Sosa, Canarias Ahora para sorpresa de todos por lo que había sido hasta ahora una inclinación política muy lejos de los postulados de Sosa y su grupo.

Cuando regresa lo hace denunciando algo muy grave; la presencia del “Clan de la Avaricia”, del que formaba parte Juan Francisco García, presidente de Inforcasa-Canarias 7.

Un clan que conspiraba en todos los frentes con tal de que sus miembros y amigos consiguieran todo lo que se propusieran gracias al tráfico de influencias 

Chavanel se deshace en comentarios hacia el que había sido durante 18 años compañero de viaje en el Canarias 7, su editor Juan Francisco García: “García, con aviesas artes, se deshace de sus socios desde que el periódico se fundara en 1982″.
“De modo que cuando el cacique García se pone el mono de  ayudar  vaya como  ayuda.  “Acaba de obtener, con discutibles artimañas, la mayoría accionarial del periódico Canarias7, y acaba de desatársele una avaricia sin límites por el dinero.

Debe ser la edad, la sensación de que a los 63 años ya queda poco, de que todo se desvanece, y de que si no hay gloria, y después de lo ocurrido en La Caja ya no había gloria posible, que al menos haya oro.”

“A García le presionaban  para que homogeneizara mis opiniones en el periódico  y  en Radio Atlántico”. García llegó a decir que ya había  logrado pararme en Canarias7,  pero no en Radio Atlántico.

APRIETOS AL LOBBY

“Me acusó de colocar, a causa de mis opiniones, en graves aprietos al  lobby. Que por mi culpa se podía romper. No lo pude evitar: me sentí elogiado.

Me explicó que él era el responsable mediático del grupo; por lo tanto, debía responder ante ellos de por qué el periodista más representativo del periódico del que era presidente se manifestaba poco cariñoso con determinados sectores estratégicos, y en algunos claramente en contra.

Ya no pedía mi silencio, demandaba descaradamente que me implicara en la senda de la avaricia.  Debo de decir que García intentó reconducirme en varias ocasiones.

Lo intentó con un mobbing que duró un mes; lo intentó pretendiendo cerrar Radio Atlántico en las navidades; lo intentó posteriormente, en vista de que su primer intento fracasó, integrando a la COPE y a todo su lupanal de locutores matones y ultraderechistas dentro de Radio Atlántico, lo intentó con múltiples y nada veladas amenazas de todo tipo, lo intentó con lisonjas y prometiéndome más oro para una jaula que ya tenía la puerta abierta…”

“García González, el hombre querellado por presunto quebranto patrimonial en la Caja, el mismo hombre que había dicho tan sólo unos meses antes en un montón de foros públicos que me estaría agradecido toda la vida, se portó con el rastrerismo propio de un malnacido.”

Tras toda esta larga ristra de improperios, Chavanel y García ahora tan amigos. García vuelve a ser el dueño del espejo de Chavanel. Ya no hay mobbing, no hay lupanal de locutores matones, lo que seguro que si hay, ahora es más oro para una jaula con el espejo viejo y roto.

“García González, el hombre querellado por presunto quebranto patrimonial en la Caja, según denuncia Chavanel, vuelve a estar agradecido y Chavanel se porta con el rastrerismo que le caracteriza. Ya lo dijo en su espejo: “ustedes son mis jueces, mi credibilidad depende de mis actos y de ustedes”.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído