Indonesia retoma la competición futbolística a pesar de la sanción de la FIFA

El fútbol ha regresado este sábado a Indonesia, a pesar de estar bajo una suspensión de la FIFA, después de la intervención del presidente del país, Joko Widodo, que llevó a la introducción de dos nuevos torneos.

La victoria del Persekap Pasuruan sobre el Madiun Putra (0-2) en el Estadio Wilis de Madiun, en la isla de Java, dio comienzo a la Copa Independencia, en la que compiten 24 equipos.

La competición, que cuenta con los equipos de las ligas menores divididos en cuatro grupos, se jugará en los próximos meses. La Copa Presidente, un torneo de 16 equipos principalmente de segunda división, dará inicio a finales de este mes.

Este es el primer campeonato nacional celebrado en la nación del sudeste asiático desde que la FIFA suspendió en mayo al país después de que el gobierno no atendiese a las peticiones de dejar de entrometerse en los asuntos de la asociación local de fútbol (PSSI).

La prohibición se tradujo en que Indonesia fue expulsada de las Copas del Mundo de 2018 y 2019 y de la fase de clasificación de la Copa de Asia. Además, la decisión llevó a la disolución de muchos clubes, mientras que muchos jugadores no cobraron sus salarios.

Los intentos para reiniciar la máxima categoría del fútbol doméstico por parte de los clubes fueron detenidos por el organismo gubernamental establecido para administrar la competición después de que se suspendiese a la PSSI.

Widodo se reunió la semana pasada con el ministro de Juventud y Deportes del país, Imam Nachrawi, para discutir a fondo los planes para el reinicio del fútbol. «Tras la sanción de la PSSI, el presidente quería mantener vivo el fútbol», señaló Teten Masduki, miembro del equipo de comunicación presidencial.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído