Comité de empresa cree que Aernnova «no ha renunciado a sus planes de despedir a la plantilla»

El Comité de Empresa de Aernnova en Berantevilla (Alava) ha alertado este viernes de que, tras la retirada del ERE que planteaba el despido de 133 trabajadores, «existe el riesgo» de que la empresa «vuelva a la carga» tras las elecciones generales «con las mismas o peores intenciones», y ha pedido al Gobierno vasco que exija «responsabilidades» a la multinacional «hasta que se asegure el futuro de la planta y de los empleos». «A día de hoy, Aernnova no ha renunciado a sus planes de despedir a la plantilla», ha insistido.

En rueda de prensa celebrada en la sede de ELA de Vitoria, el presidente del comité de empresa Juan Carlos Gómez ha calificado de «buena noticia» que la empresa haya retirado el ERE pero ha destacado que la dirección «no ha dado ningún tipo de explicación sobre los verdaderos motivos que han originado su decisión» y ve «preocupante» que tampoco haya dicho qué va a hacer en los próximos meses».

Las instituciones de Euskadi fueron especialmente críticas con la decisión de Aernnova de anunciar, poco después de presentar el ERE para su planta de Berantevilla, su intención de crear 145 nuevos empleos en sus instalaciones de Toledo para fabricar la puerta de pasajeros del nuevo Airbus A-350.

Gómez ha alertado de que «existe el riesgo de que esta marcha atrás venga motivada únicamente por el interés de la dirección de buscar un momento más propicio en el que la atención mediática sobre el conflicto haya bajado, y hayan decidido volver a la carga con las mismas o perores intenciones, una vez pasadas las elecciones generales».

Por ello, ha exigido a las instituciones, especialmente al Gobierno vasco, que «sigan trabajando y exigiendo responsabilidades» a la multinacional «hasta que con hechos se asegure el futuro de la planta y de sus empleados». «Queremos un compromiso firme. No vamos a permitir que haya gestos y luego se nos abandone», ha defendido.

Al respecto, ha recordado que el jueves van a mantener una reunión con el Ministerio de Industria a quienes van a exigir «responsabilidades» en este asunto, ya que el Gobierno central ha concedido ayudas públicas a la multinacional que creen que no están sirviendo para mantener el empleo en Berantevilla sino para llevarse la carga de trabajo a otros lugares.

DESMANTELAR LA PLANTA

Asimismo, ha denunciado que desde la dirección «mienten» al calificar la planta como «poco competitiva» y ha acusado a la multinacional de «llevar años sacando la producción de Berantevilla para generar de forma intencionada la desocupación y justificar sus intenciones finales que no son otras que las de desmantelar paulatinamente nuestra planta».

«Exigimos que la dirección abandone la política de amenazas y chantajes que está llevando a cabo sobre la plantilla desde hace años», ha indicado antes de reclamar una «apuesta decidida» por la planta de Beranvevilla y por el mantenimiento de los puestos de trabajo.

Tras recordar que llevan los dos últimos años en ERE, con la planta «a medio gas» ha exigido a la multinacional que entregue un plan estratégico para la planta en el que se detallen las inversiones que se van a realizar, las cargas de trabaja que se van a traer, entre otros aspectos. «Reclamamos el plan estratégico que históricamente les hemos exigido», ha reiterado.

El Comité de trabajadores ha alertado que «a día de hoy, Aernnova no ha renunciado a sus planes de despedir a la plantilla» y cree que los puestos de trabajo y el futuro de la planta alavesa «sigue en peligro».

SIN CONTACTO

Al respecto, ha destacado que tras la «mediática» retirada del ERE, la empresa no se ha dirigido al comité de trabajadores y estos no conocen «los verdaderos motivos» por los que Aernnova ha dejado el ERE «aparcado». «Según los medios, la decisión está basada en la presión social pero intuimos que, tras el tuteo con el Gobierno vasco, puede hacer otras razones», ha explicado.

Por ello, ha reclamado a la empresa una reunión para conocer «qué ha llevado a la empresa a una solución así de rápida, y cuáles y cuándo serán sus próximos movimiento». «La comunicación está cortada y queremos aprovechar para pedir que nos reúna para facilitar una información que creemos vital», ha insistido.

Finalmente, ha anunciado que van a seguir con las movilizaciones «hasta que se asegure el futuro de la planta y de los empleos existentes», motivo por el que ha realizado un llamamiento a la plantilla y a toda la sociedad alavesa y vasca a acudir a la manifestación convocada este sábado a las 12.30 horas desde la plaza Bilbao de Vitoria bajo el lema ‘Aernnova carga de trabajo ya. Konponbideak’.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído