La fuerza de Israel en la prueba de los desafios regionales en M. Oriente

La fuerza de Israel en la prueba de desafíos regionales: MESA REDONDA alrededor del tema.

Cuadro general

Los riesgos para Israel aumentan frente a un Medio Oriente debilitado y frágil, donde se unen una gran cantidad de arenas de combate y centros de inestabilidad; Existe una dificultad considerable para evaluar las consecuencias imprevistas de la acción militar y política; Es necesario un aprendizaje continuo y procesos de mejora entre rivales israelíes que utilizan tecnologías avanzadas y asequibles; Cada vez es más difícil determinar que hacer en un mundo de  narrativas contradictorias y el cuestionamiento de la verdad, lo que socava la calidad de la toma de decisiones.

Varios investigadores pueden presentar diferencias significativas.. El Coronel Israeli Tamir Hyman, presentó tres: (1) la acumulación de capacidades nucleares de Irán; (2). Suleimani  transformo el eje chiíta de un sistema de organizaciones a un sistema de ejércitos, que requiere una infraestructura de comando, control y gestión para reemplazar y avanzar en esta compleja empresa; (3) el «acuerdo de siglo» del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, para resolver el conflicto israelo-palestino incluyee el potencial de  socavar el equilibrio actual en el sistema israelí-palestino y las relaciones israelíes con los países con los que tiene tratados de paz: Jordania y Egipto, especialmente si Israel ve el Plan Trump como una legitimidad para la aplicación unilateral de la ley israelí (anexión) a las áreas de asentamiento de Cisjordania y el Valle del Jordán.

Las relaciones de poder entre los poderes.

Competencia por la hegemonía mundial: El ex asesor de seguridad nacional de los Estados Unidos, general H.R. McMaster predijo que China continuaría combinando la agresión económica con el espionaje internacional, principalmente tecnológico, para  liderar la economía internacional. Al hacerlo, intentará hacerse cargo de los activos estratégicos, como los puertos en Israel, y en ausencia de la competencia de Estados Unidos y Europa, China se volverá más agresiva. Con respecto al curso de acción occidental contra esta amenaza, McMaster dijo: «Lo que China considera nuestra mayor debilidad: democracia, estado de derecho, prensa libre y libertad de expresión, si Estados Unidos no confronta a China en esa variedad de temas, no restringirá la expansión de sus operaciones y el impacto global «.

Estados Unidos sigue siendo la fuerza económica y militar dominante, pero el enfoque del presidente Trump, «Estados Unidos primero», lo mantiene alejado de las alianzas y colaboraciones internacionales. Según el ex gobernador del Banco de Israel, Stanley Fischer, este enfoque también debilita el sistema de comercio mundial y provoca el riesgo de una recesión mundial en la próxima década. Además, la renuncia de Estados Unidos al estatus del liderazgo podría conducir a la pérdida de mecanismos de control de armas nucleares.

Los intereses de los Estados Unidos en el Medio Oriente están cambiando: según el general Joseph Wattle, ex comandante del Comando Central de los Estados Unidos, los Estados Unidos dependen menos de los recursos regionales que en el pasado. Sin embargo, aún se requiere que Estados Unidos se involucre en el Medio Oriente debido a su competencia con Rusia y China por la influencia regional, y ante el desafío Salafi-yihadista que busca oportunidades locales para crecer nuevamente. Después del fin de Suleimani, la motivación de los Estados Unidos aumentó para continuar ejerciendo presión económica y militar sobre el régimen iraní.

Hay dificultades para establecer una coalición contra los chiítas en el Medio Oriente. Washington ahora reconoce que hay pocos socios en el área en los que se pueda confiar. Israel sigue siendo la única alianza en la que se puede confiar, por lo que se le dará un gran peso, siempre y cuando el gobierno decida retirar las fuerzas estadounidenses de Siria e Irak, o Israel también pueda luchar a favor de los intereses estadounidenses.

ACUERDO DEL SIGLO

Tras la publicación del plan Trump-israelí-palestino (en la apertura de la conferencia), se analizaron tres escenarios clave:

Examen y demora: a la luz del rechazo palestino del plan, Israel lo aceptará en principio, pero decidirá no tomar ninguna medida dramática hasta las elecciones de la Knéset (marzo de 2020) (hoy S.Z.), y también anunciará que invitará a la Autoridad Palestina a discutir la implementación de sus movimientos postelectorales.

Comenzando una implementación gradual y dejándose abierto a negociaciones: Israel aceptará el plan basado en su visión como una oportunidad para un diseño estratégico mejorado. Sin embargo, se interesará en la cooperación de la AP y tratará de aprovecharla para el proceso de liquidación del conflicto. Si la Autoridad Palestina se niega, Israel no esperará y comenzará a tomar medidas para implementar el plan, sin dejar la puerta abierta para la adhesión de Palestina. Los primeros pasos pueden ser aplicar la ley a los asentamientos en Judea y Samaria, pero sin cambiar la realidad diaria de la zona.

Anexión unilateral: Israel aceptará el plan, aprovechando su rechazo por parte de los palestinos, como una oportunidad para diseñar el área bajo sus términos. Como parte de esto, la ley israelí se aplicará en un único paso en el Valle del Jordán y en los asentamientos (de acuerdo con el esquema del plan), con la voluntad de lidiar con los efectos negativos del movimiento en la arena palestina y sus relaciones con los palestinos, así como sus relaciones en la arena regional, especialmente en la arena del norte, y en la arena internacional.

Las implicaciones del «acuerdo del siglo» se analizaron en la conferencia y se plantearon varias ideas:

En el caso de los tres escenarios (durante un período de cinco años) los expertos en la conferencia creen que no existirá un estado palestino soberano, es decir, que no existirá una realidad de dos estados para dos pueblos. Además, en ausencia de la unidad palestina y la desintegración de la sociedad palestina desde adentro, la Autoridad Palestina puede colapsar tras la muerte del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas (Abu Mazen).

El plan no permite el establecimiento de un estado palestino viable, y en la práctica divide a la entidad palestina, que será encarcelada dentro de Israel, en seis cantones separados, de modo que Israel controle las entradas, salidas, rutas de tráfico y cruces de la entidad palestina. Por lo tanto, se destacó que las medidas de anexión unilateral de Israel a gran escala (el Valle del Jordán y todos los asentamientos) acelerarían el desmantelamiento de la Autoridad Palestina y el «retorno de las llaves» a Israel. Esto significa que Israel tendrá que controlar el territorio y, en el proceso, cuidar el bienestar y las necesidades de unos dos millones y medio de palestinos sin asistencia financiera externa. Por lo tanto, la realidad de un estado unico, que está en gran medida en línea con los deseos de una parte significativa de los jóvenes palestinos que creen que se puede cumplir el tiempo de la lucha armada por la independencia palestina junto con el Estado de Israel, debera convertirse en un solo estado con los mismos derechos para todos sus ciudadanos.

Si no se implementa el plan con consenso, y las medidas unilaterales israelíes que se embarcan en una solución de dos estados, alienarán a la administración estadounidense, tanto republicana como demócrata, así como al resto de la comunidad internacional, de intentar promover una solución al conflicto israelo-palestino y dejar que Israel se ocupe solo del problema Palestino Siguiendo este escenario, se estimó que un gobierno democrático podría obligar a Israel a otorgar todos los derechos a todos los residentes del río Jordán y el Mediterráneo. Esto significa el fin del sueño sionista de un estado judío.

Para los defensores de la anexión, la realidad de anexión de facto es preferible a la realidad de jure. Sin embargo, publicar el programa cambia el peso de la anexión progresiva y silenciosa a la anexión declarativa y práctica que puede inyectar energía renovada en la arena del conflicto. Antes de tomar una decisión de anexar el área en disputa, debe tenerse en cuenta que al mismo tiempo anexa sentimientos de odio, ira y venganza. Por lo tanto, una anexión involuntaria conduciría a la violencia e inestabilidad continuas.

Aunque Jordania se favorece por una presencia militar israelí en el Valle del Jordán como parte de los acuerdos de seguridad en virtud de un acuerdo israelo-palestino, rechaza la anexión israelí del Valle del Jordán, lo que significa fortalecer la visión del reino Jordano como una patria palestina alternativa y socavar sus cimientos, a saber: el fin de la opción de un estado palestino independiente está en vigor.

De cualquier manera, es esencial mantener la opción de dos estados, como un horizonte para los palestinos, si se les persuade en el futuro para que adopten los principios del programa Trump como base para un acuerdo con Israel; Como un activo para la legitimidad del Estado de Israel como un estado judío y democrático frente a la arena internacional y regional; Como valor para apoyar las relaciones de Israel con los Estados Unidos, el día que en la Casa Blanca, resida un presidente demócrata; Como defensa contra un intento de forzar a Israel a  crear una realidad estatal única. Se debe enfatizar que la opción de dos estados es preferida en opinión del público judío en Israel: el 55 por ciento, y cerca del 70 por ciento apoya la separación de los palestinos.

EN LA FRONTERA NORTE

Durante la conferencia, se celebró un juego de guerra sobre la arena norte. Resultó que todos los jugadores querían evitar la guerra. El escenario evolucionó a partir de una respuesta a la acción israelí en la guerra entre los árabes (militares) contra el establecimiento militar de Irán en Siria y contra el proyecto de mejora de misiles, junto con el daño a las tropas estadounidenses en Irak por parte de las milicias locales iraníes. Los actores de la guerra, la presencia influyente de Rusia y Estados Unidos en el espacio, alimentan la posibilidad de una guerra entre esos dos países con el fin de detener la construcción y prevención de la máquina de guerra iraní.

Irán busca mantener el peligro de guerra fuera de sus fronteras y prefiere dañar a las tropas chiítas no iraníes y no a sus fuerzas. Para ella, la escena de escalada preferida (por Iran) con Israel es el área siria, donde actualmente no hay una opinión pública vibrante en su contra y sus pérdidas de escalada esperadas son inexpugnables: daños a las armas y el envío. Irán hará todo lo posible para no involucrarse en una guerra con los Estados Unidos, al tiempo que despliega simultáneamente a sus homólogos iraquíes para atacar a las fuerzas estadounidenses para acelerar la intención del presidente Trump de evacuar a las fuerzas militares estadounidenses de Irak y Siria.

Israel ve a Siria como el eslabón más débil y vulnerable del eje chiíta. Sin embargo, la principal amenaza para Israel es el Líbano, por las capacidades militares de Hezbolá (muchos miles de misiles, algunos de ellos precisos, cohetes, aviones de ataque no tripulados y comandos capaces de penetrar la frontera). Por lo tanto, para Israel, Líbano es el principal frente de amenazas y se estima que explotará la escalada para dañar severamente a Hezbolá: sus capacidades militares y su infraestructura de apoyo a la organización. La prioridad del frente libanés también se debe a que alli esta el principal afiliado iraní (Hezbolá), y que el Líbano es el país más afectado por Irán. El daño a Siria en sí mismo puede constituir el final de una campaña en la arena del norte porque se estima que Rusia pondrá todo su peso para poner fin rápidamente a una guerra a fin de preservar el régimen de Assad y minimizar el daño a Siria.

Hezbolá no está interesado en la guerra en este momento. Irán, el patrón de la organización, también quiere continuar preservando las capacidades de la organización para el día que a Iran le convenga: el de la lucha por sus capacidades nucleares. Por lo tanto, se espera que Irán conduzca a un escenario de escalada controlada, al final del cual se refuerza una imagen disuasoria para Hezbollah y la percepción de Hassan Nasrallah como heredero de Sulimani. Hezbollah elegirá cuanto Israel se puede contener, atacando solo objetivos militares en territorio israelí, mientras se esfuerza por decir la última palabra a traves de un mensaje de que cualquier acción israelí recibirá  respuesta.

Estados Unidos no quiere la guerra pero no huye de ella. Por lo tanto, se espera que responda duramente a las milicias iraquíes por herir a sus tropas en Irak y que apoye completamente a Israel, incluso si restringe a las FDI a operar en el sector iraquí. También se espera que Estados Unidos haga todo lo posible para mantener a Irán fuera de la guerra, porque no quiere una confrontación militar directa con Irán, y teme las consecuencias de una confrontación Irani con sus amigos en el Golfo Pérsico.

Rusia aprovechará al máximo sus ganancias de la escalada controlada debido a su condición de mediador entre los jugadores agresivos. Sin embargo, Rusia perderá gran parte de la guerra que se librará en la arena siria, principalmente debido a una amenaza real que se creará como resultado de ella al régimen de Assad.

Situación en Siria: Contrariamente a la creencia popular, la guerra no ha terminado. Los mecanismos del estado sirio continúan debilitándose y no hay una fuerza importante capaz de aplicar la ley y el orden, la seguridad interna y la estabilidad; El régimen de Assad supuestamente recuperó el control de aproximadamente el 70 por ciento del territorio sirio, pero no hay servicios básicos como electricidad y gas en todo el país; La economía del estado se ha derrumbado y no hay nadie para restaurarla; Los acuerdos de rendición de los rebeldes y los arreglos que Rusia redactó fueron borrados; Los elementos yihadistas son rehabilitados y vuelven a realizar actos terroristas; Rusia tiene como objetivo establecer un modelo de control centralizado al tiempo que Irán construye y opera alianzas regionales y locales más fuertes que el ejército sirio, cuyos combatientes disfrutan de mejores condiciones de servicio sobre los que proporciona a sus combatientes.

Irán continuará aplicando políticas agresivas para preservar la influencia regional que ha logrado principalmente en los últimos cinco años, y también en respuesta a la presión máxima ejercida por los Estados Unidos, que se percibe en Teherán como un objetivo para derrocar al régimen. El fin de Suleimani ha dejado a Irán abierto a los Estados Unidos y es probable que su respuesta se centre en un esfuerzo por molestar a la vida de las tropas estadounidenses estacionadas en Irak y tratar de evacuarlas, una conducta que, en este momento, está causando que el presidente Trump posponga su salida.

La cuestión del mecanismo de sanción como herramienta estratégica es efectiva. Al examinar la presión máxima sobre Irán, en particular la efectividad de las sanciones de Estados Unidos sobre Irán para mantener las armas nucleares fuera, parece que las sanciones están causando una crisis económica y desesperación pública en Irán, pero no son suficientes para obligarlo a comportarse como un «estado normal». David Fayman, Subsecretario de Estado para Amenazas y Sanciones Financieras, dejó en claro que «ahora estamos bajo la máxima presión sobre Irán y en 2020 avanzaremos a una presión súper máxima. El propósito de las sanciones es evitar los ingresos del régimen a través del cual ejecuta acciones subversivas en la región». La intencion es que Iran detenga las acciones agresivas o su economía colapsará «. Feiman agregó que las sanciones fueron muy efectivas: el Irán aislado y su economía se redujeron en más del 9 por ciento. Como resultado, el presupuesto de las milicias chiítas en Iraq se ha reducido, ha habido una caída significativa en el flujo de fondos a organizaciones terroristas en todo el mundo y organizaciones como Hezbollah están buscando otras fuentes de ingresos. En cuanto al futuro, Feiman dijo que Estados Unidos no renunciará a las sanciones hasta que Irán se comporte como un país normal en el sistema internacional.

Discurso en el mundo árabe: la conferencia presentó un estudio del Instituto de Estudios de Seguridad Nacional con el medio ambiente árabe a través de la publicación de productos de investigación en las redes sociales. Estos están expuestos a cerca de un millón de personas y cientos de miles de comentarios. Estas cifras indican que el público árabe está abierto a la información y las ideas, desea escuchar una opinión de Israel y exponerse a una perspectiva diferente. Especialmente los jóvenes en el mundo árabe anhelan información diferente a la de los medios y regímenes en los distintos Paises.

En resumen, la posición estratégica de Israel mejora en comparación con la debilidad y fragilidad de su entorno regional. Los rivales de Israel, especialmente Irán y sus enviados, no están interesados ​​en una confrontación que conduzca a una guerra con Israel y temen la intervención de Estados Unidos en la guerra con Israel. El alcance de acción de Israel en la «guerra entre guerras» por debajo del umbral, no se cerró. Por lo tanto, es correcto que Israel continue sus esfuerzos para retrasar e interrumpir la construcción de la máquina de guerra iraní mejorada en la arena del norte. Sin embargo, debe tener en cuenta sus debilidades rivales, abstenerse de explotar las oportunidades operativas sin tener en cuenta las implicaciones estratégicas. En el aspecto político, explotar lo que parece ser una oportunidad para obtener beneficios inmediatos, especialmente la anexión de territorios en Judea y Samaria, dificultará la separación palestina, geográfica y demográfica de los palestinos en el futuro, abriendo así la puerta a la filtración de las debilidades palestinas y regionales en Israel.

SUPERCHOLLOS

¡¡¡ DESCUENTOS SUPERIORES AL 50% !!!

Las mejores descuentos de tiendas online, actualizados diariamente para tí

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Shimshon Zamir

Nacido en Argentina. Vive en Israel desde 1972. Casado... tres hijas... 8 nietos. Trabajó 30 años en la industria Química Israelí, hoy pensionado. Graduado en Sociología.

Shimshon Zamir

Nacido en Argentina. Vive en Israel desde 1972.
Casado... tres hijas... 8 nietos.
Trabajó 30 años en la industria Química Israelí, hoy pensionado.
Graduado en Sociología.

Lo más leído