Pacos

Paco Sande

El timo de la estampita

Para muchos, la “defensa” a ultranza de las “lenguas regionales” es el timo de la estampita, mas bien urdido, asentado y estructurado que a existido jamás. Aquí han encontrado el chollo del siglo, su particular mina de oro que les permite vivir sin dar palo al agua, una vida holgada y sin estrecheces y, además, dándoselas de héroes defensores del folclore nacional de sus supuestos “mini países”. En realidad sus “parcelitas” privadas que están dispuestos a defender con uñas y dientes. Hay que reconocer en su descargo, que no es lo mismo ser presidente de una comunidad autónoma, cargo que solo existe en España, (diecisiete presidentes, ¡hay que joderse!) que no pasa de ser el equivalente de gobernador de un estado, en Estados Unidos o diputado local en el parlamento (MP) en Inglaterra, que ser presidente, el mandatario mas importante, de un “país”, aunque ese país se lo tengan que inventar (Ad hoc) para ellos.
Lastima que no todos puedan ser presidentes, pero no importa, se puede ser otra cosa, hay sitio y dinero, sobre todo dinero, para todos.
Durante la pasada legislatura gobernada por el tándem Touriño-Quintana, La “Mesa por la normalización lingüística” recibió mas dinero que la mismísima “Academia da Lingua Galega”
No es de extrañar que ante un negocio de tal magnitud el ideal de estos… “probos paladines” de las esencias de sus respetivas regiones sea el ver a cada terruño con su lengua rustica, cuanto mas analfabetos mejor.
Así tenemos, escritores locales, cantautores locales, historiadores locales, (estos son capaces de hacerte la historia de una aldea de dos habitantes, desde la prehistoria hasta ahora, sin tener que mencionar, ni tan siquiera, a sus vecinos), meteorólogos locales, (te pueden dar el tiempo que va a hacer en cuatrocientos metros cuadrados, si los apuras en menos) precursores y restauradores del folclore “nacional”. (Son capaces de recabar un folclore amplísimo con sus raíces imbuidas en la cultura celta, el imperio romano o Conan de Cimeria, de cualquier “país” por muy pequeño que este sea) e, incluso, cazadores de palabras, (Estos son los mejores, hombres y mujeres que van por las aldeas, buscando la burrada mas grande con la que un gallego analfabeto define una cosa, cuanto mas “burra” y rebuscada sea la palabreja mejor y la incluyen en el diccionario de su “lengua” local, aunque ese palabro solo lo usen en la particular jerga de esa particular aldea donde cohabitan dos vecinos, una vaca y tres ovejas y nadie mas en Galicia, (supongo que en Cataluña harán lo mismo y en Vascónia, todavía peor) la haya escuchado jamás y además todo el mundo se dé cuenta que no es otra cosa que una “degeneración” de la palabra real, por ejemplo yo tengo vecinos que dicen: “tiene derecho”, en vez de tiene obligación, lucha en vez de ducha, celpudo por felpudo, celebro por cerebro y así muchas mas, pero estos no lo hacen por ser galeguistas, sino por ignorancia, espero que no vengan por aquí los “cazadores de palabras” porque correríamos el riesgo de que se adoptasen como “gallego normativo”.
Y es que las cosas, ya tal como están, se pasan tres pueblos y medio. Ahora mismo se pueden oír a galeguistas de pro y nuevo cuño decir veleno por veneno, bacharalato por bachillerato, brincos por pendientes, cambiar en todas la palabra la b por la v y viceversa, (ya, como estaban las cosas, nos las veíamos y deseábamos con la ortografía, pero ahora con esto, la confusión de los chavales será completa)o el maestro aprende muy bien, en lugar de el maestro enseña muy bien, y estos son solo un ejemplo de la “gran burrada” nacionalista galaica, pero hay muchas mas.
¿Quién en su sano juicio va a estar dispuesto a que sus hijos o nietos reciban su educación solo en estos “dialectos” inventados en laboratorio, una jerga que los gallegos de toda la vida nos es muchísimo mas ajena que el tagalo-filipino, si tiene la posibilidad de educarlos en el segundo idioma mas hablado del mundo?
-Si es verdad que contando por el número de hablantes, el chino o el hindú estarían antes, pero ambos idiomas se limitan a una zona especifica, mientras que el inglés y el español se han extendido por todo el orbe-
No obstante, la mayoría de los gallegos lo único que pedimos es libertad, igual para nosotros los que queremos educar a nuestros hijos en el idioma de Cervantes, como para aquéllos que deseen educar a los suyos solo en gallego, a mi personalmente esto me perece una burrada, pero allá cada cual, si lo quieren así que lo hagan.
Esto seria lo justo para cualquier persona medianamente razonable. Pero los nacionalistas nunca van a estar satisfechos con esa idea, ellos jamás van a permitir que nadie esté en desacuerdo con su dogma. Ellos han basado su forma de vida en la reivindicación e insatisfacción permanentes.
Son maestros en el arte de la engañifa, de cizañar, de soliviantar al pueblo. Y tienen que serlo, no saben hacer otra cosa.

GRAN SELECCIÓN DE OFERTAS MULTI-TIENDA

AURICULARES

ACTUALIZACIÓN CONTINUA

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído