A propósito de las cláusulas suelo

Para los afectados por la dichosa cláusula que imponían los bancos la noticia es buenísima y hay que darles la enhorabuena. Para el resto de los españoles es muy mala, porque en España los bancos siempre ganan.
Los bancos necesitan pagar los altísimos sueldos de esos servicios jurídicos tan incompetentes que introdujeron la abusiva cláusula. Ese dinero que han de devolver los bancos lo tendremos que pagar entre todos, mediante alguna comisión nueva que se sacarán de la manga, o el encarecimiento de las que ya están.
No les va a imponer ninguna sanción a esos, ni tampoco se les va a exigir que procuren que sus conocimientos estén a la altura de los sueldos que cobran. Seguramente hay muchos abogados en España con mejor preparación que ellos, aunque no tengan posibilidad alguna de acceder a dichos cargos.
Ha quedado demostrado una vez más que los sueldos que perciben los altos dirigentes empresariales españoles, por regla general, se les conceden caprichosamente. No es que los decida el mercado. No les pagan eso para que no se vayan a otra empresa (y si alguna se los lleva es que no está bien de la vista).
Meten la pata una y otra vez. Cuando no llenan sus balances de ladrillo, y cuando la situación se vuelve insostenible hemos de pagar entre todos los daños producidos, aparece una cláusula ilegal, sin que a ninguno de ellos se le hubiera ocurrido pensar antes que pudiera serlo. Resulta curioso ver como se presentar ante la Junta de Accionistas con el engolamiento habitual, el gesto grave y la mirada serena, como si no tuvieran la culpa de nada, porque nada de ello se basa en su valía personal, o en su competencia para el cargo, sino en el poder que han logrado acumular y que les sirve para que nadie se atreva a echarles en cara lo que se merecen.


‘El Parotet y otros asuntos’

‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978. El año en que España cambió de piel’
‘Por qué España’
‘Búsqueda y desarrollo del talento’
‘Filosofía, teología y el sentido de la historia’

Recibe nuestras noticias en tu correo

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leido