Consecuencias del fracaso del coletas

No debería ser un secreto para nadie que a todos nos conviene que el coletas y su pandilla desaparezcan del mapa político, puesto que nada de lo que hacen favorece a nadie más que a ellos, aunque a ellos sí que les favorece mucho.
Una de las posibles consecuencias de su relativo fracaso electoral -relativo porque siguen estando ahí-, es que quizá Sánchez y su gobierno no se lancen abiertamente por la senda del derroche. Ahora bien, que va a derrochar es seguro; más o menos, pero lo hará.
Lejos quedan esas propuestas de Daniel Lacalle que consistían en suprimir todos los organismos regionales que son duplicidades de los de la Administración Central. Resulta un tanto ingenuo pensar que Casado la llevara a cabo, al menos, de la forma decidida y hasta las últimas consecuencias con que venían expuestas, sobre todo al ver el poco caso que han hecho los votantes a este asunto. Hay que centrarse en la cuestión: Unos proponían subir los impuestos, gastar y aumentar la deuda hasta dejar atrapadas en ella a las generaciones siguientes hasta más allá de los tataranietos, mientras callan que todo eso traerá más paro y más pobreza. Otros, disminuir los gastos de la Administración, lo cual permitiría bajar impuestos y como consecuencia de ello habría más capital circulante, etc.
Los votantes prefirieron pagar más impuestos, lo cual llevaba como sevicia añadida el compadreo del gobierno con los terroristas, con los presuntos golpistas y con toda la gente de malvivir.
A la vista de los extraños gustos de los votantes, se entiende que un político se tiente la ropa antes de tomar una medida sensata, como esa que propuso Lacalle y que no es seguro que Casado se hubiera atrevido a llevar a cabo. Al fin y al cabo, en esos chiringuitos duplicados también hay muchos enchufados de su partido.
Podemos lo que quiere es más gasto. Cuanto antes llegue la ruina a España más fácil será instaurar un régimen como el de Maduro.

‘2016.Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’

‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Tránsito en la mirada’
‘Te doy mi palabra’

Recibe nuestras noticias en tu correo

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído