Los medios, contra la democracia

Los medios, junto con los jueces, son los puntales de la democracia. O eran. Unos y otros actuaban como un freno para los políticos que tenían la tentación de abusar del poder obtenido en las urnas.

En España, la justicia no es independiente. El gobierno de González, con una excusa pueril, se la arrebató y la peor de las traiciones de Aznar fue incumplir la promesa de devolvérsela que llevaba en su programa electoral. Sánchez ha demostrado que quiere tener a los jueces bajo control y Casado no parece darse cuenta de que la independencia de los jueces es fundamental para salvar la democracia.

Por su parte, la función de los medios investigando y controlando al poder y denunciando públicamente sus abusos es imprescindible. Pero ocurre que los medios, en todo el mundo, vienen derivando hacia el amarillismo, fenómeno que también se da en España, en donde, además, reciben cuantiosas subvenciones de las Administraciones Públicas, con lo cual queda desactivada esa función de control del Poder y se sustituye por el de altavoz de los bulos que lanza el poder. Una vergüenza mayúscula para esos que se dicen periodistas de raza, pero que en realidad son mamones descarados.

La democracia está amenazada, porque las redes sociales han cambiado la forma de hacer política y han surgido grupos totalitarios que se disfrazan de lo que no son y catalogan como fascistas a quienes se les oponen, cuando en realidad los fascistas son ellos.

Ni los medios ni los jueces defienden la democracia y habría que sentar las bases para que no tuvieran más remedio que hacerlo.

Por ejemplo, un panfleto ha difundido una noticia falsa atribuyendo a otra persona una compra que hizo Cosme de Barañano. Mientras la persona a la acusan de la compra, quizá porque interesa al poder, dirigió el IVAM no se hizo ninguna exposición de Antonio de Felipe.

Es decir, es urgente que los jueces sean totalmente independientes y que estén prohibidas las subvenciones a los medios.

‘2016. Año bisiesto’
‘El Parotet y otros asuntos’
‘Diario de un escritor naíf’
‘Yo estoy loco’
‘Valencia, su Mercado Central y otras debilidades’
‘1978.El año en que España cambió de piel’
‘Tránsito en la mirada’
‘Te doy mi palabra’

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Vicente Torres

Vicente Torres es Coautor de '1978. El año en que España cambió de piel' y autor de 'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades' y 'Yo estoy loco', 'Diario de un escritor naíf', 'El Parotet y otros asuntos' y '2016. Año bisiesto'. He participado en los libros 'Tus colores son los míos', 'Enrique Senís-Oliver' y 'Palabras para Ashraf'.

Lo más leído