La élite que domina al mundo teje una complicada madeja entre bambalinas

¿Quién mueve los hilos de la economía mundial y nos convierte en marionetas?

Un pequeño grupo de entidades, en su mayoría instituciones financieras y bancos centrales, ejercen una enorme influencia sobre la economía

¿Quién mueve los hilos de la economía mundial y nos convierte en marionetas?
Banqueros especuladores Captura

En la cúspide del sistema financiero se sitúa el poco conocido Banco de Pagos Internacionales...

Karen Hudes no es una persona cualquiera, y muchos opinan que sabe perfectamente de lo que está hablando, merced a un bagaje que le da algo más qe credebilidad.

Graduada de la escuela de Derecho de Yale, trabajó por si fuera poco en el departamento jurídico del Banco Mundial durante 20 años, y en su cargo de  ‘asesora jurídica superior’ tuvo suficiente información para obtener una visión global de cómo la élite domina al mundo.

De acuerdo con su testimonio, que recoge ‘Exposing The Realities‘,

«la élite usa un núcleo hermético de instituciones financieras y gigantes corporaciones para dominar el planeta».

  ENTRE BAMBALINAS

Citando un explosivo estudio suizo de 2011 publicado en la revista ‘Plos One‘ sobre la «red de control corporativo global», información de la que se hace eco ‘RT‘, Hudes señaló que un pequeño grupo de entidades, en su mayoría instituciones financieras y bancos centrales, ejercen una enorme influencia sobre la economía internacional entre bambalinas:

«Lo que realmente está sucediendo es que los recursos del mundo están siendo dominados por este grupo»,

explicó la experta con 20 años de antigüedad en el Banco Mundial, y agregó que los «capturadores del poder corruptos» han logrado dominar los medios de comunicación también. «Se les está permitido hacerlo», aseguró.

El estudio suizo que mencionó Hudes fue llevado a cabo por un equipo del Instituto Federal Suizo de Tecnología de Zúrich. Los investigadores estudiaron las relaciones entre 37 millones de empresas e inversores de todo el mundo y descubrieron que existe una «superentidad» de 147 megacorporaciones muy unidas y que controlan el 40% de toda la economía mundial.

Pero las elites globales no solo controlan estas megacorporaciones. Según Hudes, también dominan las organizaciones no elegidas y que no rinden cuentas pero sí controlan las finanzas de casi todas las naciones del planeta.

Se trata del Banco Mundial, el FMI y los bancos centrales, como la Reserva Federal estadounidense, que controlan toda la emisión de dinero y su circulación internacional.

EL BANCO CENTRAL DE LOS BANCOS CENTRALES

La cúspide de este sistema es el Banco de Pagos Internacionales (BPI): el banco central de los bancos centrales:

«Una organización internacional inmensamente poderosa de la cual la mayoría ni siquiera ha oído hablar controla secretamente la emisión de dinero del mundo entero. Es el llamado el Banco de Pagos Internacionales [Bank for International Settlements], y es el banco central de los bancos centrales. Está ubicado en Basilea, Suiza, pero tiene sucursales en Hong Kong y en Ciudad de México. Es esencialmente un banco central del mundo no electo que tiene completa inmunidad en materia de impuestos y leyes internacionales (…).

Hoy, 58 bancos centrales a nivel mundial pertenecen al BPI, y tiene, con mucho, más poder en la economía de los Estados Unidos (o en la economía de cualquier otro país) que cualquier político. Cada dos meses, los banqueros centrales se reúnen en Basilea para otra ‘Cumbre de Economía Mundial’.

Durante estas reuniones, se toman decisiones que afectan a todo hombre, mujer y niño del planeta, y ninguno de nosotros tiene voz en lo que se decide. El Banco de Pagos Internacionales es una organización que fue fundada por la élite mundial, que opera en beneficio de la misma, y cuyo fin es ser una de las piedras angulares del venidero sistema financiero global unificado».

LA DEUDA, PARA ESCLAVIZAR

Según Hudes, la herramienta principal de esclavizar naciones y Gobiernos enteros es la deuda.

«Quieren que seamos todos esclavos de la deuda, quieren ver a todos nuestros Gobiernos esclavos de la deuda, y quieren que todos nuestros políticos sean adictos a las gigantes contribuciones financieras que ellos canalizan en sus campañas.

Como la élite también es dueña de todos los medios de información principales, esos medios nunca revelarán el secreto de que hay algo fundamentalmente errado en la manera en que funciona nuestro sistema».

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído