Hermosillo

Efrén Mayorga

Cómo “una reunioncita” puede afectar a la familia, amigos y vecinos

A continuación te comparto un texto que me recomendaron, ojala lo leas. Saludos. Es difícil visualizar cómo “una reunioncita” puede echar a perder toda una estrategia pública, pero lo hace. Al igual que en las unidades habitacionales de edificios, condóminos, privadas, cerradas donde entra y sale gente permanentemente

Alertan sobre riesgos de contagio del Covid-19 en las familias por salidas innecesarias

Jonathan Smith, profesor de Epidemiología de Enfermedades Infecciosas y Salud Global en la Universidad de Yale, elaboró en el mes de marzo una serie de recomendaciones mediante las cuales pedía a sus vecinos y lectores el mantener algunas medidas como el no tener salidas innecesarias para proteger a sus familias del Covid-19.

En su texto compartido en redes sociales, Jonathan Smith señaló que el distanciamiento social disminuye el contacto con otros miembros de la sociedad pero que lo aumenta con la familia, teniendo implicaciones profundas en la dinámica de la transmisión del Covid-19 dado que pequeñas conexiones adicionales entre grupos, provocadas por miembros que acuden a cenas sociales, citas para jugar o salidas innecesarias a la tienda pueden hacer que finalmente no sea muy diferente el panorama a si no existieran restricciones sanitarias.

Este argumentó que las medidas de distanciamiento social se refieren a medidas operadas por sociedades en su conjunto y no solo a acciones individuales como el lavado correcto de manos, algo que además requiere de tiempo para poder observar resultados. Por ello, advirtió que no es posible hacer «trampa» y que pequeñas reuniones pueden echar a perder toda una estrategia tan solo por pretender salir a jugar, buscar tener un corte de cabello o una salida de compras innecesaria.

«Este virus no perdona a quien rompe las reglas», advirtió.

Finalmente hace mención, tal como suele ocurrir en estos momentos, que la gente podría estar ansiosa para intentar engañar el tipo de precauciones de distanciamiento social, sin embargo, advirtió que el virus no perdona elecciones imprudentes y que a medida que la epidemia continúa será fácil sentirse obligados «engañar» las medidas de distanciamiento social.

Según investigadores de prestigiadas universidades extranjeras, el primer trimestre de éste 2021, será más fuerte que el ocurrido en ese lapso del 2020.
Jonathan Smith, profesor de Epidemiología de Enfermedades Infecciosas y Salud Global en la Universidad de Yale, afirma sobre dos aspectos de las medidas de distanciamiento social:
Primero, estamos al inicio del trayecto de una fase más dinámica de esta epidemia.
Lo anterior significa que incluso con las medidas recomendadas y siendo puntualmente atendidas, veremos aumentar los casos y las muertes globalmente, nacionalmente y en nuestras comunidades en las semanas que vienen.
Esto puede llevar a alguna gente a pensar que las medidas no están funcionando.
Las medidas si lo están.
Eso es normal en un caos. Pero esta es la trayectoria normal de una epidemia.
Por eso la recomendación primaria es que se mantenga la calma. El enemigo al que estamos enfrentando es muy poderoso en lo que hace. Se necesita que todo mundo se mantenga firme mientras la epidemia inevitablemente empeora.

Dice Jonathan Smith:

“Eso es la matemática implacable de las epidemias a las que mis colegas y yo hemos dedicado nuestras vidas, para entenderlas a fondo, y esta enfermedad no es la excepción. Lo que quiero es ayudar a la gente a enfrentar el impacto. Hay que mantenerse firme y solidario, con la certeza absoluta de que lo que hacemos salva vidas, incluso si hay gente que se enferma y muere. Uno puede sentir la tentación de rendirse. No lo haga.

Segundo, aunque las medidas de distanciamiento social han sido bien recibidas, al menos temporalmente, hay un fenómeno obvio pero que a menudo se ignora al considerar a los grupos, como por ejemplo las familias, en las dinámicas de transmisión.

Si bien el distanciamiento social reduce los contactos con otros miembros de la sociedad, típicamente los aumenta con la familia y los amigos muy cercanos.

Hay que ver a la familia entera como una sola unidad; si una persona se arriesga, todo el grupo está en riesgo. Las pequeñas cadenas de contactos pueden extenderse y complicarse con alarmante rapidez. Si su hijo visita a su novia, y luego usted toma café con un vecino, su vecino está ahora conectado con el oficinista cuya mano estrechó la mamá de la novia de su hijo.

Es difícil visualizar cómo “una reunioncita” puede echar a perder toda una estrategia pública, pero lo hace.

No se puede hacer trampa. A la gente le tienta hacer “solo un poquito” de trampa, con una cita para jugar, un corte de pelo, una compra innecesaria, etc. Desde el punto de vista de las dinámicas de transmisión, eso rápidamente genera una red social altamente conectada que mina el trabajo de toda la comunidad. Este virus no perdona a quien rompe las reglas”;
La pandemia es un reto a nuestra conciencia de seres humanos responsables. Con información de https://lahoguera.mx/alertan-sobre-riesgos-de-contagio-del-covid-19-en-las-familias-por-salidas-innecesarias/

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído