Julia Navarro

«El valor de Tsipras»

Hay que reconocer que tiene los nervios templados. Con su viaje a Moscú Alexis Tsipras ha puesto de los nervios a los «mandamases» de la UE que no terminan de comprender como el jefe de gobierno de un país pequeño y arruinado como Grecia tiene ideas propias y defiende su propio espacio para hacer política.

Si en la Unión Europea quieren saber de qué va Tsipras deberían de revisar la historia de Grecia, podrían comenzar por leerse la Iliada y la Odisea, echar un vistazo a los libros que cuentan las Guerras del Peloponeso, reflexionar sobre como unos generales cuyo nombre está en la Historia, Temistocles, Arístides y Galimaco, fueron capaces de derrotar en Maratón al mayor ejercito de la época, el persa. Batalla en la que murieron más de cinco mil persas y 129 hoplitas. Ya puestos podrían visitar el túmulo que se conserva en Maratón en honor a estos 129 héroes. Ah, y que no se olviden de repasar lo que sucedió en las Termópilas cómo Leonidas al frente de 300 espartanos que se sacrificaron para frenar a las huestes persas. Darío y Jerjes en el ultramundo aún no se han recuperado de esas derrotas. Por supuesto deben de repasar las peripecias de Alejandro y así sucesivamente hasta llegar al siglo XX cuando incluso un dictador fascista llamado Metaxas fue capaz de decir a Hitler y a Mussolini un «NO» rotundo cuando éstos habían decidido pasar por Grecia a la que finalmente el ejercito nazi terminó invadiendo. Y ya puestos que y como le tienen cerca, que un día cualquiera se tomen un café con Manolis Glezos hoy eurodiputado en el Parlamento Europeo que junto a otros jóvenes se jugaba la vida durante la invasión nazi escalando la Acrópolis para llegar hasta el Partenón donde los nazis habían colocado la esvástica. Manolis y sus amigos escalaban la roca sagrada y arrancaban la esvástica.

O sea que este pequeño país llamado Grecia se las trae, y Tsipras va a ser un hueso duro de roer. El jefe de gobierno griego no está dispuesto a que la señora Merkel y compañía humille a su país, tampoco a que les tiren por la borda y dejen a Grecia fuera de la Unión Europea.

Alexis Tsipras lo que pide a la UE es que le permitan reestructurar la deuda, que si no ahogan a Grecia, pagarán. Pero además tiene el valor de recordar a Alemania que tiene una deuda de 279.000 millones de euros por haber invadido Grecia durante la II Guerra Mundial y que ya es hora de que paguen esa deuda. ¿Por qué habrían de perdonar a Alemania? Resulta ridículo ver ofendidos a los dirigentes alemanes porque alguien les recuerda lo que el gobierno de Hitler hizo en el pasado reciente. En realidad los europeos han sido extremadamente generosos perdonándoles ese pasado tenebroso.

Tsipras además se ha atrevido a viajar a Moscú y su actuación y la de Vladimir Putin ha sido impecable desde el punto de vista diplomático. Por una parte ambos han dejado dicho que van a estrechar lazos y a colaborar, por otro ni Tsipras le ha pedido dinero a Putin ni Putin se lo ha ofrecido al menos formalmente. Pero además Tsipras desde el corazón de Moscú ha dejado dicho algo que es de sentido común: las sanciones a Rusia son un despropósito que no conducen a ninguna parte.

Me parece a mi que Merkel y compañía están equivocándose con esa actitud prepotente y soberbia hacia Grecia, con ese afán de humillar a este pequeño país. Sin duda pueden intentar ahogar a Grecia, pero será más que un error, será una enorme estupidez. Sería una batalla que enfangaría a la UE. Además sin Grecia la UE se quedaría sin alma.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído