Las dos personas menos queridas de 'Sálvame', a la gresca ¿por qué?: "Me hiciste sangre, todo lo que haces es de mala educación"

Una bobería deja al descubierto la alta tensión que hay entre Paz Padilla y Karmele

Todo comenzó días antes, cuando Paz se hizo la graciosa y hurgó en el bolso de Karmele, a lo que ésta contestó: "Esta tía es gilipollas"

Una bobería deja al descubierto la alta tensión que hay entre Paz Padilla y Karmele
Paz Padilla frente a Karmele.

La guerra continúa. Dos de las personas menos queridas de ‘Sálvame'(T5) están a la que salta la una con la otra. La presentadora sustituta, Paz Padilla, y la colaboradora, Karmele Marchante, tuvieron una nueva bronca el pasado 12 de septiembre de 2013. Todo comenzó días antes cuando la segunda llamó directamente «gilipollas» a la primera para acto seguido, golpearla con el bolso. Padilla no perdona y el programa se aprovecha de ello.

 

 

LAS BRONCAS EN SÁLVAME SON REALES

Un ex trabajador de ‘Sálvame’ me contaba hace poco que allí apenas sí existe un guión previo. Hay una escaleta que marca los temas a tratar y los vídeos preparados pero ésta casi nunca se cumple porque siempre terminan subiéndose por las ramas. Es decir, las broncas son reales. Puede que lo colaboradores sepan que el truco está en sus peleas y conflictos internos y que son ellos mismos los que los provocan el caos pero no el programa.

Allí se sabe que el truco del éxito es la exposición de la basura que hay entre compañeros por lo que es labor de ellos mismos y, sobre todo de los presentadores, guiar las tramas hacia el desconcierto. Por ejemplo, si Jorge Javier (rápido como el solo) ve un mal gesto o un simple comentario negativo de uno de sus tertulianos, tira por ahí hasta que la bomba explota. Lo que sí sucede es que, cuando un conflicto sale a la luz, la dirección del programa recoge el testigo y lo va explotando hasta que se agota.

De todo esto nos volvimos a dar cuenta el pasado 12 de septiembre de 2013 con la nueva bronca entre Paz Padilla y Karmele Marchante. Nueva, pero no primera. Esta historia tiene un pasado ‘interesante’. Para empezar, hay que decir que hablamos de dos de los personajes menos queridos del programa. En innumerables ocasiones se ha hecho público el rencor que el ‘cortijo’ le tiene a Karmele, por ejemplo, que vive con la cruz, no sólo de ser excéntrica y poco profesional, sino de ser mala compañera, chivata y nada fiable. De Paz Padilla, tres cuartos de lo mismo. La presentadora basa su trabajo en el ataque humorístico y en picar a sus contertulios hasta que revientan. Obviamente, la suma de estas dos personalidades nos ha regalado más de una bronca en directo.

EL INICIO DE LA BRONCA

La última guerra entre Karmele y Paz sucedió el 5 de septiembre de 2013 cuando la presentadora encerró a la periodista en la llamada celda de castigo y aprovechó (Padilla) para robarle el bolso a la otra, sacando de él hasta 14 pañuelos usados, dejando en evidencia las rarezas y falta de higiene de la colaboradora. Marchante, enfadada, dijo:

Esta tía está loca. Que deje mi bolso que está loca. Esta tía es gilipollas.

Padilla se tomó todo a cachondeo, pero Karmele se enfadó de lo lindo y se dispuso a salir del plató mientras que Paz la abrazaba para intentar reconciliarse.

¡Déjame en paz, idiota!

Gritó Karmele a la vez que le daba un codazo en plena boca a la presentadora, lo que le provocó una herida sangrante.

EL ÚLTIMO ENFRENTAMIENTO ENTRE PAZ Y KARMELE

Paz no perdona a Karmele (o sabe que perdonar no da audiencia) por lo que el pasado 12 de septiembre de 2013, una semana después del incidente, volvió a sacar el tema. Todo comenzó cuando Marchante se disponía a dar el sumario del día y Paz se dedicó a incordiarla y a reírse de ella.

Karmele volvió a enfadarse la bronca entre ambas regresó. Padilla, entonces, explicó que:

Yo sigo enfadada con ella porque me hizo sangre y todavía no me ha pedido perdón.

Karmele: Tú me vaciaste el bolso.

Paz Padilla: Fue una limpieza de Kleenex que eso contamina. ¿Tu sabes las talas de árboles que se cortan en este planeta para que tú uses Kleenex?

Karmele: Todo el mundo dices que has quedado fatal.

Paz Padilla: ¿Quién te lo ha dicho? ¿Tus amigos? ¿Y nadie te ha dicho que me hiciste sangre y que tuvieron que darme dos puntos?

Karmele: Anda, anda, dos puntos, si te vi peinándote con dos puntos en peluquería y maquillaje. ¡Mi bolso es mi bolso y tú no tienes que abrirlo! Que falta de respeto

Paz padilla: ¡Falta de respeto tú!

Y entonces, Padilla, para no enterrar el tema, se acercó a la silla de Karmele y comprobó que la colaboradora se había dejado allí otro pañuelo usado. La presentadora le pidió que lo recogiera y la otra se negó, alegando que le daba asco.

En fin, la trama, más tonta no puede ser, pero aún no ha terminado. No creo que nadie(la dirección) le haya dicho a Paz: «Tú sigue pinchando a ésta, que funciona». No, lo que creo es que ahí los papeles están muy definidos. Padilla es la ‘tocanarices’ y Karmele el saco de boxeo oficial. Lo increíble es que se saque un conflicto de algo tan inútil.

 

Autor

Sergio Espí

Sergio Espí, guionista y crítico de televisión de Periodista Digital, responsable de la sección 3segundos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído