La Asamblea General de la ONU guardó un minuto de silencio por la muerte de Franco

«La Asamblea General de las Naciones Unidas izó su bandera a media asta y todos los delegados dieron muestras de condolencia a la familia y al gobierno de España y expresaron sus sentimientos de profundo pésame por el fallecimiento»

 

«Antes de comenzar su sesión plenaria, la Asamblea General rindió tributo al fallecido Jefe del Estado español, el Generalísimo Francisco Franco, guardando un minuto de silencio todos los delegados, puestos respetuosamente en pie»

La Asamblea General de la ONU guardó un minuto de silencio por la muerte de Franco
Nietos de Franco sacan a hombros su féretro de la Basílica del Valle de los Caídos, tras la exhumación ordenada por el Gobierno socialista (24/10/2019)

Aunque el miserable discurso de Sánchez en la Asamblea General de la ONU contra la memoria de Franco, insultando la dignidad de España, del actual Jefe del Estado y de los españoles en general se califica por sí mismo, no quiero dejarlo sin respuesta.

Hace falta tener mucha cara, ser muy malo, muy ignorante y muy torpe -y tomar a los representantes de las Naciones Unidas por perfectos gilipollas- para argumentar ante la Asamblea General que España no fue uno de los países fundadores de la ONU por culpa de Franco; porque entonces, en 1945, España era una dictadura. O sea, que la URSS de Stalin, la República Popular China de Mao, la Yugoslavia de Tito, la Cuba de Fulgencio Batista, el Irán de Reza Pahlavi, la Rumanía de Ceaucescu…-como la mayoría de los 51 países que el 24 de octubre de 1945 firmaron el acta fundacional de la ONU-, eran, y son, esplendorosas democracias. Como español, me da mucha pena, mucha rabia y mucha vergüenza que el presidente del Gobierno de mi país diga semejantes infamias ante los 193 países miembros de la ONU.

«El Gobierno de Cuba decretó tres días de luto nacional, con banderas a media asta en todos los edificios públicos en señal de respeto y condolencia por la muerte de Francisco Franco Bahamonde, Jefe del Estado español»

Frente al absoluto mutismo/cobardía que guardó el PSOE durante los 40 años que duró el régimen franquista (el mismo que por más que les pese nadie derribó), sorprende la pérfida obsesión del todavía presidente en funciones por descalificar, ahora, 44 años después de su muerte, la figura de Franco: a moro muerto, gran lanzada. Aunque para ello -su inmoralidad lo aguanta todo- deba mentir silenciando sucesos históricos relevantes e irrefutables. Hechos que, por sí mismos, desmienten sus patrañas y ponen en su lugar a este desvergonzado personaje.

Por ejemplo, la reacción internacional a la muerte de Franco, recogida por todos los medios de comunicación y agencias de noticias de la época: «La Asamblea General de las Naciones Unidos izó su bandera a media asta y todos los delegados dieron muestras de condolencia a la familia y al Gobierno de España y expresaron sus sentimientos de profundo pésame por el fallecimiento» Asimismo, continúa la noticia, «Antes de comenzar su sesión plenaria de hoy [20 de noviembre de 1975], la Asamblea General de la ONU rindió tributo al fallecido Jefe del Estado español, el Generalísimo Francisco Franco, con un minuto de silencio observado por todos los delegados, que se pusieron en pie respetuosamente».

Otro hecho, también ocultado rastreramente por el Gobierno de Sánchez, procede de una fuente tan poco dudosa de complacencia con el franquismo como el Gobierno comunista cubano. El mismísimo Fidel Castro, siendo primer ministro, decretó «tres días de luto nacional en Cuba, con banderas a media asta en todos los edificios públicos en señal de respeto y condolencia por la muerte de Francisco Franco Bahamonde, Jefe del Estado español». Aunque para muchos la noticia sea increíble, lo cierto es que la Cuba de Fidel Castro homenajeó a Franco como ningún otro país lo hizo, si bien quiso mantener la comunicación del decreto en niveles privados para quedar bien con España y evitar, a la vez, un escándalo internacional en el bloque comunista.

Estas fueron las muestras del ‘rechazo’ internacional a la figura histórica de Franco de las que no habla Sánchez. Franco, un personaje que, como el Cid, gana batallas -quizá la más sonada tenga lugar el próximo 10N- después de muerto. Y las gana incluso entre quienes jamás participamos ni disfrutamos de prebenda alguna en el Régimen. Y después, tampoco.

Autor

Antonio Cabrera

Colaborador y columista en diversos medios de prensa, es autor de numerosos estudios cuantitativos para la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) y la Secretaría de Estado de la Defensa (SEDEF) en el marco del Comercio Exterior de Material de Defensa y Tecnologías de Doble Uso y de las Relaciones Bilaterales con EE.UU., así como con diferentes paises iberoamericanos y europeos elaborando informes de índole estratégica, científico-técnica, económica, demográfica y social.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Antonio Cabrera

Colaborador y columista en diversos medios de prensa, es autor de numerosos estudios cuantitativos para la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) y la Secretaría de Estado de la Defensa (SEDEF) en el marco del Comercio Exterior de Material de Defensa y Tecnologías de Doble Uso y de las Relaciones Bilaterales con EE.UU., así como con diferentes paises iberoamericanos y europeos elaborando informes de índole estratégica, científico-técnica, económica, demográfica y social.

Lo más leído