Matiza que no se debe mezclar política con religión

El obispo de Solsona (Lérida) se declara partidario de la nación catalana

No se considera catalanista porque con este concepto dejaría de ser el obispo de todo el mundo y quiere evitar que cualquier feligrés se sienta incómodo

El obispo de Solsona (Lérida) se declara partidario de la nación catalana
Xavier Novell, obispo de Solsona

«Toda nación ha de poder tener derecho a la libertad y capacidad de decidir por ella misma la estructura política que la ha de gobernar». Esta es una de las frases del obispo de Solsona, Xavier Novell i Gomà, recogidas en el libro El obispo novel. Quién es y qué piensa el prelado de Solsona.

En el libro, publicado este mes de enero de 2012 por la editorial Pagès Editors, el obispo Novell, uno de los más jóvenes de la Iglesia Católica, se declara defensor de la nación catalana, si bien asegura que no corresponde a los obispos trabajar para que esta supuesta nación se organice políticamente:

Esta es una tarea que corresponde a los laicos, porque la mía es mirar que todos los que creen en Jesucristo se sientan unidos en la fe y por encima de las diferencias políticas que puedan tener.

Novell, en resumen se convierte en un nacionalista no activo, lo que le ha supuesto recibir diversas críticas por los sectores más intransigentes del independentismo catalán, copado en diferentes medios de comunicación.

El obispo afirma, en este sentido, que no se considera catalanista porque con este concepto dejaría de ser el obispo de todo el mundo y quiere evitar que cualquier feligrés se sienta incómodo.

EN CONTRA DE LAS BODAS DE PERSONAS DEL MISMO SEXO

El obispo, que lleva alrededor de un año como máximo exponente de la Diócesis de Solsona (Lérida) se posiciona en otros temas, también según recoge el libro, en la misma dirección que los postulados oficiales de la Iglesia.

Por ejemplo, en contra del uso del preservativo y en contra de las bodas de personas del mismo sexo y tener hijos: «No soy homosexual, pero tampoco puedo formar una familia y soy feliz».

El libro, escrito por Naomí Vilaseca y Marc Trilla, presenta varias preguntas a responder, como los motivos por los que un capellán es nombrado obispo –en una de las diócesis más envejecidas y más rural de España– con solo 41 años, la transformación de un prelado que empezó en la Iglesia con ideas progresistas y ahora sostiene posiciones ortodoxas, aunque abiertas a las nuevas corrientes sociales —Los jóvenes del 15-M tienen «un móvil perfectamente comprensible y que se puede compartir»–.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído