El religioso fue sorprendido por varios niños realizando 'comportamientos inadecuados' a otros menores

Detienen a un sacerdote salesiano acusado de abusos a menores en un campamento

Detienen a un sacerdote salesiano acusado de abusos a menores en un campamento
El colegio María Auxiliadora de Vigo. EP

Un nuevo caso de pederastia en la Iglesia española. Un sacerdote salesiano del colegio María Auxiliadora de Vigo ha sido detenido por, supuestamente, realizar tocamientos a varios menores que participaban en un campamento en Cambados, Pontevedra. Mientras se esclarecen los detalles en una investigación, el religioso permanecerá en prisión preventiva.

Según han informado fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Galicia, al sacerdote se le atribuyen delitos de abuso sexual a menores. La jueza responsable del caso ha tomado declaración a cuatro menores que podrían haber sufrido estos abusos. Según el testimonio de dos de ellos, estos tocamientos tenían un carácter continuado y se prolongaron durante su estancia en el campamento.

Por su parte, el colegio María Auxiliadora de Vigo ha indicado que el religioso, de unos 40 años, fue descubierto por varios chavales del campamento teniendo «comportamientos inadecuados» con otros menores.

Los testigos alertaron a una educadora, quien consideró que los hechos eran «contrarios al código de conducta para la protección de menores y adultos vulnerables» que se aplica en el colegio y tomó cartas en el asunto.

Tras ser informados de lo ocurrido, han sido las propias familias de los jóvenes las que han decidido denunciar los hechos en los juzgados de Vigo.

En respuesta a este episodio, el provincial y el director de los salesianos se han reunido con los padres de estos niños para manifestarles su «consternación» ante lo sucedido. También les han ofrecido acompañamiento específico y recordado su derecho a denunciar los hechos.

«El salesiano implicado fue apartado de su trabajo con los menores de forma inmediata, con el fin de aclarar lo denunciado por los jóvenes, y poder poner en marcha las medidas correspondientes», ha indicado el colegio, quien insiste en que «se ha hablado con las familias».

Inmediatamente después de conocer los hechos, la congregación se ha puesto a disposición de la Policía para colaborar «en todo lo que sea preciso».

Además, ha lanzado un comunicado recogiendo lo sucedido y explicando las medidas que han tomado para que nunca se repita ningún episodio así. Entre ellas, la apertura de una investigación basada en el procedimiento canónico.

«Bajo ningún concepto» tolerarán «comportamientos que menoscaben la integridad de los chicos y chicas que les han confiado las familias», han asegurado los salesianos.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído