Hay división sobre si la familia tiene razón al oponerse al destino del cadáver previsto por el Gobierno

El Tribunal Supremo se inclina por exhumar los restos de Franco del Valle de los Caídos

El Tribunal Supremo se inclina por exhumar los restos de Franco del Valle de los Caídos
Pedro Sánchez, Francisco Franco y La Almudena. EP

Se acerca la resolución final. La mayoría de los jueces de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo estaría a favor de exhumar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos, por lo que previsiblemente el Alto Tribunal avalará esta medida propuesta por el Gobierno de Pedro Sánchez.

Fuentes jurídicas señalan incluso que podría haber unanimidad en la decisión, a pesar de que el tribunal lo conforman jueces de diferentes sensibilidades.

No obstante, las deliberaciones en el Tribunal Supremo sobre la exhumación han encontrado un escollo en la oposición, por parte de la familia Franco, a que el entierro de los restos se realice en el cementerio de El Pardo-Mingorrubio, según han señalado fuentes de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del alto tribunal.

Así, uno de los aspectos más complejos que tienen sobre la mesa los seis magistrados que tienen que resolver este asunto el próximo 24 de septiembre de 2019 tiene que ver con la posible vulneración del derecho de los familiares a elegir el lugar en el que deben reposar los restos de Franco, para los que esta parte ofreció la cripta de la Catedral de la Almudena.  Desde el Gobierno se rechazó dicha posibilidad.

La negativa de la familia a la exhumación y posterior entierro de los restos en Mingorrubio aparece en la demanda y salvo que se superen las diferencias de criterio ello que puede llevar a que la resolución que finalmente se adopte acabe no siendo unánime.

El Supremo paralizó la exhumación acordada por el Gobierno para el pasado 10 de junio y lo justificó en la necesidad de evitar el perjuicio que, de otro modo, se causaría a los recurrentes –la familia Franco y otros tres colectivos– y, especialmente, a los intereses públicos encarnados en el Estado y en sus instituciones constitucionales, «los cuales se verían gravemente afectados si, exhumados esos restos, se estimara el recurso y fuera preciso devolverlos al lugar en que se hallan».

En este asunto están personados, además de la familia Franco, La Fundación Francisco Franco, la comunidad Benedictina en Cuelgamuros y la Asociación de Defensa del Valle de los Caídos.

Ante la negativa de la familia de renunciar por el momento a enterrar a Franco en la sepultura que poseen a perpetuidad en la cripta de La Almudena, un lugar que el Gobierno considera inadecuado por su situación tan céntrica y su interés turístico, el Ejecutivo aprobó posteriormente, el 15 de marzo, otro acuerdo por el que decidía reinhumar los restos de Francisco Franco en el cementerio de El Pardo-Mingorrubio y fijaba para el 10 de junio la fecha de los trabajos de inhumación.

Autor

Pablo Santos

Experto en información religiosa

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído