Desaparición de Blanca Fernández Ochoa

La angustiosa espera de los hijos de Blanca Fernández Ochoa: los perros detectan un rastro

La angustiosa espera de los hijos de Blanca Fernández Ochoa: los perros detectan un rastro
La angustiosa espera de los hijos de Blanca Fernández Ochoa: los perros detectan un rastro RS

Con el corazón en un puño. La desaparición de la ex esquiadora Blanca Fernández Ochoa mantiene en vilo a toda España y sus familiares, especialmente sus hijos, viven una angustiosa cuenta atrás para encontrarla. Más de 200 agentes, 150 voluntarios, 14 perros y un buen número de drones rastrean la zona de Cercedilla en la que se encontró su coche y Olivia y David aguardan en el campamento base la llegada de buenas noticias, según recoge el autor original de este artículo informalia y comparte Manuel Trujillo para Periodista Digital.

Abatidos y muy cansados, los hijos de Fernández Ochoa se apoyan en estos momentos tan duros y tratan de mantener la esperanza de encontrar a su madre sana y salva. La policía baraja varias hipótesis aunque cobra fuerza la de «una desaparición voluntaria», algo con lo que la familia de Blanca no está de acuerdo. Su hermana Dolores cree que la medallista salió a hacer senderismo y sufrió algún tipo de accidente: «Estamos todos esperanzados, aunque la encontremos accidentada. Estamos volcados en su búsqueda. La verdad que es muy emotivo toda la gente que se ha volcado».

En las últimas horas, unos perros entrenados habrían detectado el rastro de Blanca en el monte, concretamente en El Poyal de las Vacas, muy cerca de donde se encontró el coche de la deportista. Los animales han marcado, por el momento, dos zonas con posibles pistas, aunque la policía no descarta que se trate de un «falso positivo», pues el área podría estar contaminada por el paso de familiares de la desaparecida: «Los perros se han quedado oliendo donde puede haber algún vestigio. Los vamos a volver a recorrer, a peinar esa zona más minuciosamente», ha dicho la portavoz de la Guardia Civil, Mercedes Martín.

Búsqueda a contrarreloj
La hija de Blanca Fernández Ochoa denunció la desaparición de su madre el pasado jueves, cuando tenía previsto reunirse con ella después de que esta se marchara a pasar unos días sola. Su familia afirma que es «un alma solitaria» y que no era extraño que se ‘escapara’ para hacer senderismo sin compañía ni móvil, por lo que creen que Blanca ha podido sufrir un accidente: «Ella no solía llevar teléfono, se iba sola y si se ha caído o le ha pasado algo no puede pedir ayuda. Está en el monte, seguro», ha dicho su cuñado, Adrián Federighi, que también ha querido desmentir los rumores sobre el estado anímico de la desaparecida: «No es cierto que estuviera atravesando un mal momento».

 

Autor

Manuel Trujillo

Periodista apasionado por todo lo que le rodea es, informativamente, un todoterreno

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído