Coloquio en la Asociación de Periodistas Europeos

Tomás Gómez advierte a Rato de que «si no hay consenso no habrá presidente de Caja Madrid»

Cree que ha venido a "jugar a la política"

El secretario general del PSM-PSOE, Tomás Gómez, mostró su preocupación por las gestiones que está realizando el candidato del PP para presidir Caja Madrid, Rodrigo Rato, porque ve en ellas la búsqueda de un «control orgánico» del PP de Madrid y una «añoranza política» que no van en el sentido de mantener el consenso en la entidad.

A la luz de los movimientos que señalan que Rato no está dispuesto a mantener los acuerdos cerrados en julio pasado entre los partidos políticos y los agentes sociales con el Gobierno de la Comunidad de Madrid, especialmente en el caso del PSM, CCOO y UGT de Madrid, el responsable socialista advirtió que «si no hay consenso no habrá presidente de Caja Madrid». A su juicio, parece que Rato «no ha venido sólo a jugar a presidente de la caja, sino que quiere jugar a la política».
 
En una intervención muy dura, en el marco de un almuerzo-coloquio en la Asociación de Periodistas Europeos, Gómez recalcó que la inseguridad jurídica en la que se encuentra la entidad financiera es de tal magnitud, debido a las modificaciones legales aplicadas por el Partido Popular, que «cualquiera que no esté en el consenso puede presentar recursos».

«Sin consenso no hay seguridad jurídica y sin seguridad jurídica no hay proceso electoral», añadió, para recordar que la legislación es ahora «tan débil» porque se ha hecho ad hoc para liquidar primero al presidente Miguel Blesa y luego para manejar toda la entidad desde el Gobierno regional.

A su juicio, «muchas cosas no están claras», entre ellas la posibilidad de que los cargos orgánicos se mantengan más allá de los 12 años en sus responsabilidades. Es el caso, por ejemplo, de tres de las personas que en principio podrían repetir en el consejo de administración como Mercedes de la Merced, Moral Santín y Romero de Tejada.
 
El secretario general del PSM recalcó que Rato, como candidato a sustituir a Miguel Blesa, no tenía que hacer más que respetar el acuerdo ya existente entre todas las partes presentes en la entidad y aplicar criterios de profesionalización y, sin embargo, está buscando un «control orgánico del PP» y «moverlo todo». «Ya nos extrañaba que una persona que venía del FMI, con la responsabilidad y las retribuciones que eso supone, viniera a presidir solamente Caja Madrid. Hay ganas de política, añoranza política», opinó.

En este sentido, Gómez lanzó otra advertencia al ex director general del FMI: «Si alguien le ha contado que está en situación de fortaleza, se lo ha contado mal… Hasta el rabo todo es toro», sentenció, al tiempo que subrayó que en esta cuestión están en la misma posición
Comisiones Obreras de Madrid y UGT.

Estimó que el recurso que mantiene Comisiones Obreras de Madrid en los tribunales demuestra la inseguridad jurídica en la que se encuentra la entidad y que se mantendrá mientras no se restablezca el consenso «entre todos».

Pese a estas declaraciones, el responsable socialista confió en que una persona tan «bregada y con tanta experiencia» como Rato, no se le escape la necesidad de mantener el consenso en Caja Madrid pues urge llevar a cabo el proceso electoral y devolver la estabilidad a la entidad.

Preguntado por la posibilidad de que los socialistas Jorge Gómez y José Acosta ocupen cargos en la entidad en el futuro, el secretario general del PSM no quiso aventurarse en el debate de nombres pero recalcó que cuando se conozca la lista del PSOE para los órganos de Caja Madrid se verá que es «un partido de gobierno». Europa Press

Autor

Antonio Martín Beaumont

Antonio Martín Beaumont, politólogo y periodista, es el actual director de ESDiario.com.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído