Las historias de Ana Mato y la mujer que se interpuso en su matrimonio

La ‘Guerra de los Mato’: Jesús Sepúlveda, la confiada Ana y la intrusa

La entonces ministra no sabía de dónde salían los Jaguar que tenía el padre de sus tres hijos en el garaje y tal vez ignoró durante un tiempo por qué empleada suspiraba su marido

La 'Guerra de los Mato': Jesús Sepúlveda, la confiada Ana y la intrusa
Ana Mato y Jesús Sepúlveda, cuando parecían un matrimonio feliz y muy bien avenido. EP

La 'otra', la joven que sustituyó a Ana Mato en el corazón de su marido, es hija del actor Joaquín Kremel y la cantante y actriz cubana Elsa Baeza

Una exministra del PP que vuelve a saltar a los titulares: es más que posible que este lunes Ana Mato se convierta muy a su pesar en trending topic, ya que la que fuera titular de la cartera de Sanidad con Rajoy tendrá que declarar ese día en el juicio de Gürtel como partícipe a título lucrativo en los beneficios que obtuvo su ex marido Jesús Sepúlveda de la trama de Francisco Correa (Ana Mato pone el punto y final a su trayectoria como diputada).

El ex alcalde de Pozuelo, del que Mato no se ha divorciado, no solo ha sido y es el talón de Aquiles de la ex diputada por razones judiciales: Jesús Sepúlveda se enamoró de su jefa de prensa en el ayuntamiento madrileño, una periodista entonces veinteañera (Esther Esteban da en el clavo con Tania: «¿Sigues pensando lo mismo de la Infanta y de Ana Mato por no enterarse de nada?»).

El romance minó la relación con su mujer hasta que dejaron de convivir años después. La ‘otra’, la joven que sustituyó a Ana Mato en el corazón de su marido, es hija del actor Joaquín Kremel  y la cantante y actriz cubana Elsa Baeza (Hermann Tertsch: «Pablito Iglesias es más ciego que Ana Mato, no se entera de nada de lo que hacía su parienta en Rivas»).

Su historia está en el origen del terremoto sentimental que partió en dos aquel matrimonio. Ana Mato no sabía de dónde salían los Jaguar que tenía el padre de sus tres hijos en el garaje y tal vez ignoró durante un tiempo por qué empleada suspiraba su marido.

El tribunal que está juzgando la primera época de la red corrupta y en la que Ana Mato está encausada como responsable civil quiere que la política acuda personalmente a la sala ya que hasta ahora había estado representada en todo momento en el juicio por su abogada.

Hace ahora un año la ex ministra estuvo de nuevo en el ojo del huracán después de recibir de manos del Congreso una indemnización de 54.000 euros por su labor como parlamentaria, una especie de indemnización que reciben los diputados que no encuentran trabajo cuando abandonan el escaño.

La situación de Mato como ministra se hizo insostenible y dimitió en noviembre de 2014, tras un auto judicial que la relacionaba con la trama. Las evidencias de los viajes regalados por la Gürtel acabaron echándola de su puesto pero siguió como diputada rasa y, al acabar la legislatura fue cuando pidió la ‘limosna’.

Imagen de Sepúlveda y su mujer en la boda de la hija de José María Aznar, en El Escorial, en 2002.

Sin embargo, en abril de 2016, el PP le encargó la dirección de la Universidad Europea, foro que organiza cursillos «para fomentar entre los jóvenes el conocimiento sobre las políticas de la UE y aportar el punto de vista del PP».

Además, Mato está contratada como asesora local en Bruselas de toda la delegación europea del PP porque, según Génova, es necesario ese vínculo para que pueda ejercer en la citada Universidad Europea. Parece ser que el apelativo de ‘asesora local’ viene de que realiza sus funciones diarias desde Madrid y sólo se traslada a Bruselas en contadas ocasiones.

Los problemas de Mato tienen mucho que ver con haber sido la mujer de Jesús Sepúlveda. Tuvo que retirarse de la primera fila política cuando el juez Pablo Ruz de la Audiencia Nacional la consideró «partícipe a título lucrativo» del caso Gürtel por estar casada con uno de sus principales implicados.

Natalia Bosch es amante del surf, como su marido.

Pero detrás de ese matrimonio (está separada pero no divorciada) con Jesús Sepúlveda, involucrado en la trama Gürtel, no había pasión desde hacía mucho tiempo. En concreto, desde que el exalcalde de Pozuelo de Alarcón tuviese un romance con Natalia Bosch Baeza, su jefa de prensa en el consistorio, 23 años menor que él.

Bosch es hija del actor Joaquín Kremel y la cantante Elsa Baeza. También es medio hermana (por parte de madre) del hijo que tuvo el fallecido realizador Valerio Lazarov con la cantante cubana). Cuando Sepúlveda regía el Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón, su matrimonio con Ana Mato sufría el deterioro que se produce en las parejas cuando aparecen terceras personas.

Elsa Baeza, la actriz y cantante cubana que tuvo a Natalia con el actor Joiaquín Kremel.

Dicen que Natalia que abandonó a su novio surfista, cuando se iba a casar con él, porque se enamoró perdidamente del alcalde. Era el año 2003 y la hija del protagonista de Hostal Royal Manzanares era una veinteañera; el marido de Mato, que era su jefe, había cumplido ya los 50.

Aun así, la convivencia entre los Sepúlveda-Mato aguantó dos años. En esa época, Ana, que es psicóloga de formación, además de socióloga, pasó de ser diputada en el Congreso a Diputada en el Parlamento Europeo, donde estuvo hasta 2008, para regresar luego a la Carrera de San Jerónimo.

Lo cierto es el ex alcalde de Pozuelo de Alarcón (lo fue hasta 2009( tenía que pasar la mayor parte del tiempo en Madrid mientras que ellla viajaba constantemente a Bruselas, a pesar de tener juntos tres niños. Tal vez la distancia y las ausencias tuvieran más culpa que la joven Natalia (20 años menos que Ana Mato).

La verdad es que Sepúlveda se fue a vivir con su jefa de prensa a un chalé de 500 metros cuadrados situado en La Finca. Dicen algunos de sus más cercanos amigos de entonces que Natalia no aguantó la presión mediática cuando comenzó el infierno mediático y judicial de la trama Gürtel contra su amado alcalde y abrumada por ver el nombre de su pareja de hecho en las portadas de los periódicos y los telediarios decidió abandonar los lujos de La Finca y romper la relación.

La periodista regresó a los medios en 2013, cuando ‘La Voz Digital’ aseguró que Sepúlveda le había conseguido a su novia, en 2009, un ‘trabajo fantasma’ en una de las empresas (Bolfor) usadas por la red Gürtel para sus cohechos a los políticos a cambio de adjudicaciones públicas.

La historia de la hija de Joaquín Kremel y Elsa Baeza, a la que muchos señalaron como la causa de la separación entre Ana Mato y Luis Sepúlveda, acaba bien. Después de su ‘culebrón’ político, como jefa de prensa y amante del corrupto, de ser señalada como ‘la otra’ en el matrimonio de Ana Mato, Natalia Bosch (Kremel es el segundo apellido de Joaquín) regresó con Alfredo Llorente, el surfista que había sido su novio su novio.

No se sabe si comen perdices pero la verdad es que en septiembre de 2012 se casaron, y han tenido un niño. Y no tienen inconveniente en compartir su felicidad con el resto del planeta en la sredes sociales (abajo). Sin embargo, para Ana Mato y Luis Sepúlveda las cosas no han acabado igual. De hecho, aún no han acabado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído