La joven está logrando conquistar su lugar en una disciplina dominada por los hombres

La conmovedora historia de la venezolana que pasó de vender fruta en Venezuela a liderar una orquesta de París

Glass Marcano es una de los millones de venezolanos que ha tenido que abandonar su país por la dictadura bolivariana y su represión

La conmovedora historia de la venezolana que pasó de vender fruta en Venezuela a liderar una orquesta de París
Glass Marcano PD

Glass Marcano es una de los millones de emigrantes que, escapando de la dictadura de Nicolás Maduro, logró demostrar el talento que existe en Venezuela.

Hace tres meses la joven de 24 años vendía fruta con su madre en Yaracuy, en el centro-oeste de Venezuela. Salió por primera vez de su país de forma rocambolesca y ahora se hace selfies con la Torre Eiffel de fondo.

Marcano, alumna de El Sistema, el célebre sistema de formación de jóvenes músicos creado en los años 70, vivía en Caracas, donde combinaba sus estudios de Derecho con la música.

En marzo de 2019 un deseo latente y Google abrieron una nueva ventana.

«Estaba pensando que ya era hora de participar en un concurso de dirección orquestal. Entro al ordenador y coloco ‘concurso de dirección orquesta’ y empiezo a bajar, a bajar y a bajar en la pantalla y me encuentro con La Maestra. Empecé a averiguar de qué se trataba. Era para puras mujeres, y me llamó demasiado la atención», afirma la venezolana.

«Veo que el fee (el costo de la inscripción) es de 150 euros (180 euros) y me desanimé, como cualquier venezolano que tiene una ilusión y ve que el dinero se escapa de las manos. Y entonces dices: no se puede, en otro momento».

«Ciento cincuenta euros es una gran fortuna, pero si el concurso hubiera dicho 50, también es una gran fortuna. Ya me había olvidado de eso, pero siempre estaba latente, me imaginaba ganando el concurso, compitiendo, ganando».

Meses después, en julio y agosto de 2019, pidió ayuda.

«Decido buscar las maneras de poder participar con amigos y familiares fuera del país para recoger el dinero y poder participar, pero lo hago sólo tres semanas antes de finalizar el plazo, de repente. Para pedir un dinero prestado a un amigo debes decirle al menos con un mes o dos meses para que esa persona pueda planificar el dinero del mes y poder apartarte los 150».

Llegó el dinero, completó la inscripción y a finales de octubre de 2019 le confirmaron que había sido seleccionada para el concurso, que iba a celebrarse en marzo de 2020.

En marzo, sin embargo, no hubo París, sino coronavirus.

«La orquesta Paris Mozart y la Filarmónica la apoyaron al contactar a la embajada francesa en Caracas para obtenerle un visado y un lugar en un vuelo humanitario. Estaba decidida, mostraba arrojo y determinación, y eso es lo que se requiere para ser directora».

Al llegar al aeropuerto, una funcionaria francesa le dijo a Marcano: «Hija, ¿usted quién es? Ni siquiera con el presidente recibimos tantos correos para que lo monten en un avión como recibimos con usted».

Al despegar apenas se dio cuenta de que era su primer vuelo, la primera vez que salía de su país: su foco estaba en el concurso.

La dirección de orquesta no es un mundo accesible para las mujeres, que poco a poco buscan abrirse paso con la batuta.

Marcado, sin embargo, no se ve como referente.

Pese a que su idea inicial era regresar a Venezuela, completar sus estudios y luego salir, ahora que ya está en París continuará formándose en la ciudad que conoció por televisión y en la que aún no cree vivir.

Además de la situación económica de Venezuela, en Europa los músicos reconocen El Sistema, el programa que generó grandes músicos venezolanos como Gustavo Dudamel.

«No sé cuánto voy a estar aquí, pero estoy dispuesta a lo que vaya a llegar».

En comparación con Caracas y Yaracuy, le sorprenden el orden, el funcionamiento del transporte urbano. Y, cómo no, el supermercado con precios fijos y al alcance de casi todos.

«En Venezuela vivimos en constante estrés porque los precios suben a diario, pero tu sueldo no, y ahí empiezas con el estrés de tener que trabajar más, buscar una manera de sobrevivir».

Ahora está recibiendo una ayuda, pero ya debe empezar a trabajar y ganar dinero.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído