El congreso de UPyD se ha saldado con la reelección de su portavoz

Rosa Díez, contra los nacionalistas

UPyD influye en los dos grandes partidos y eso es muy bueno para España

Socialistas y populares sólo se han puesto de acuerdo para dar dinero a los bancos y para no cambiar la ley electoral

Tras revalidar su cargo como cabeza y portavoz de UPyD (Unión, Progreso y Democracia) Rosa Díez cerró el Congreso, este domingo, con un discurso en el que afirmó que su pequeño partido será necesario mientras el PP y el PSOE no se comporten como fuerzas nacionales y sigan sometidas a los nacionalistas.

Rosa Díez insistió en la necesidad de un partido inequívocamente nacional, que mantenga levantada la bandera de la igualdad de todos los españoles y por ello entiende que UPyD hace falta para condicionar la política del gobierno.

En sus críticas a uno y otro lado del espectro político, dijo Rosa Díez que Zapatero es el peor presidente que nos ha tocado, pero añadió que también nos ha tocado la peor oposición.

También protestó por el entendimiento de los dos grandes partidos para no cambiar la ley electoral, asunto clave para la formación de Rosa Díez, por cuanto considera que está hecha para mantener el bipartidismo y que hace primar los territorios sobre los ciudadanos.

«Socialistas y populares sólo se han puesto de acuerdo para dar dinero a los bancos y para no cambiar la ley electoral».

El congreso de UPyD se ha saldado con la reelección de Rosa Díez como portavoz, pero con un voto de castigo notable, del 18,3 por 100; en efecto, obtuvo el 78,2 por 100 de los votos y dejaba de manifiesto la división existente en el partido, sobre todo, tras la marcha de uno de los pilares de la formación, Mikel Buesa.

Rosa Díez no evitó críticas a quienes discrepan de su dirección y han preferido abandonar la formación:

«Quienes se han ido del partido, que lo expliquen. A lo mejor venían a otra cosa».

E insistió en que la insultan quienes critican su autoritarismo, su condición de diva y su personalismo:

«Uno no puede utilizar el insulto para hacer carrera política».

Rosa Díez no oculta su aspiración de convertir UPyD en el tercer partido del Parlamento y en partido clave en muchos ayuntamientos y comunidades autonómicas para condicionar la política.

Y una y otra vez, afirma que está lejos, por igual, del PP y del PSOE:

«UPyD influye en los dos grandes partidos y eso es muy bueno para España».

Hubo un movimiento sorpresa en el discurso de Rosa Díez: su solidaridad con el Sahara. Denunció lo que está ocurriendo en el Sahara, donde, dijo, se están vilipendiando los derechos de nuestros conciudadanos ante la pasividad del Gobierno de España, que se ha aliado con Marruecos.

Y seguidamente, colocó la bandera del Sahara en la tribuna. También defendió que el Estado debiera recuperar la competencia exclusiva en Educación.

Y definió su fuerza política como partido laico y progresista, que defiende la separación de poderes, la unidad de la bandera española, la igualdad de todos los españoles ante la ley.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído