las cosas de los ricos guapos y famosos

Empiezan las vaciones ‘secretas’ de Felipe VI, la Reina Letizia y sus hijas

Empieza lo bueno. Sino eso, por lo menos lo más reservado.

Los Reyes de Esapaña han dado por finalizado su verano «oficial» en Mallorca.

Como explica Paloma Barrientos en ‘La Razón’, este 11 de agosto de 2019, han sido diez días con sus correspondientes apariciones en diferentes escenarios, incluido el tradicional posado en los jardines del palacio de Marivent y la recepción en el palacio de la Almudaina.A partir de ahora el itinerario vacacional se convierte casi en un secreto de Estado.

Y subraya Paloma Barrientos que, ‘salvo que haya filtraciones por parte de ciudadanos anónimos que se convierten en paparazzi ocasionales’, no hay información oficial.

Son vacaciones privadas y por lo tanto no hay agenda ni información a los medios.

El Rey Felipe VI, con la Reina Letizia, la princesa Leonor y la infanta Sofía, en Mallorca.

Este año tampoco podrán ir muy lejos, ya que la situación política tampoco es la mejor (con un Gobierno en funciones y ciertos partidos que no se ponen de acuerdo ante el enfado de buena parte de los ciudadanos).

Una de las opciones preferidas por el matrimonio real y sus hijas es compartir crucero con un grupo de amigos que tienen hijos de edades parecidas. La ruta preferida, una vez que Mallorca y alrededores quedan descartados, es navegar por el Mediterráneo. En dos ocasiones eligieron la costa griega con parada en las islas más exclusivas. Una manera de mantenerse fuera de la visión pública.

Hasta estos lugares no llega todo el mundo porque muchas de ellas son privadas.

El rey Felipe VI, la Reina Letizia con la Princesa Leonor y la Infanta Sofia de Borbon en Marivent, en Palma de Mallorca, 04 Augosto 2019.

Otra vez recorrieron la Costa Amalfitana y sí quedó documentado por varios ciudadanos que resolvió el paradero secreto de los entonces Príncipes de Asturias.

Más difícil ha sido localizarlos cuando Don Felipe llegó a la Jefatura del Estado, pero también se rumoreó que habían repetido crucero con parada en Mikonos donde el Rey no se despegó de su gorra al desembarcar.

Dado su físico no era fácil pasar desapercibido, como tampoco lo será esta vez si han elegido un periplo donde pueden coincidir con ciudadanos que los reconozcan.

En este aspecto, dice Barrientos, la Reina tiene más fácil su camuflaje.

Te puede interesar

Autor

Carla Calvo

Periodista y Comunicadora Audiovisual por la URJC. Redactora de lifestyle, corazón y eventos en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído