PUESTA DE LARGO CON NOTA

El repaso de Hernando al PSOE y Podemos en su debut pone en pie al PP

El portavoz de los populares defendió a capa y espada la gestión del Gobierno de Rajoy y cargó duramente contra el liderazgo de Sánchez y los "asalariados millonarios" de Venezuela e Irán

El repaso de Hernando al PSOE y Podemos en su debut pone en pie al PP
Rafael Hernando EFE

Éste era el Debate del Estado de la Nación del debut de Pedro Sánchez y de Alberto Garzón, pero también de Rafael Hernando.

La bancada del PP esperaba con expectación la puesta de largo del portavoz que eligió Mariano Rajoy para sustituir a Alfonso Alonso cuando éste asumió la cartera de Sanidad. Y Hernando pasó la prueba con creces.

El popular puso en pie a su bancada con un firme alegato en defensa de la gestión del Gobierno y, sobre todo, con un duro rapapolvo dirigido a la oposición del PSOE y también de Podemos.

Con el escaño de Pedro Sánchez vacío -sólo llegó para los minutos finales-, Hernando reprochó al líder de la oposición su ausencia y su obsesión por pintar «una España en negro» que «no es la realidad».

Como también le recriminó que haya «perdido la brújula». Por no tener «un militante apto» para presentar en Madrid -en alusión a la falta de afiliación de Ángel Gabilondo- o por estar a palos con Susana Díaz.

Con Podemos estuvo especialmente crítico. Sin mencionarlos expresamente, el portavoz del PP arremetió contra quienes a diario desde las televisiones «estimulan la frustración» y tratan de romper la Constitución y la transición. «Anhelan saldar cuentas con el pasado», lamentó.

A ellos, a los de la «coleta o coletilla», se dirigió para decirles que no están «en condiciones» de dar ninguna lección, «y menos de corrupción o de fraude fiscal». Porque son «asalariados millonarios del chavismo y del régimen de Irán», denunció entre aplausos de sus compañeros diputados.

Hernando cargó también contra el portavoz de Amaiur, Sabino Cuadra, a quien le recordó que Franco murió hace 40 años. «Parece que con Franco vivían mejor o justificaban mejor sus crímenes», le espetó.

Y criticó que sea precisamente el PSOE quien hable de corrupción cuando el PP ha apartado sus «manzanas prohibidas» y «a otros señores del PSOE les estamos esperando». «Cuando una persona está imputada no está ni muy imputada ni poco imputada, está imputada», sostuvo en alusión a lo ocurrido con Manuel Chaves y José Antonio Griñán.

Su intervención cerró el último Debate sobre el Estado de la Nación de la legislatura y de, seguramente, alguno de los oradores que durante estos dos días han desfilado por la tribuna.

SIGA LEYENDO EN EL SEMANAL DIGITAL

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído