FIESTA DE LA PRIMAVERA DE CHICLANA

Susana Díaz: «Queremos hacer la revolución sin sangre, sin heridos, sin vencedores ni vencidos»

"Qué alegría da un partido viejo que lo ha vivido todo, en libertad, con la dictadura, que se ha caído y levantado"

Susana Díaz: "Queremos hacer la revolución sin sangre, sin heridos, sin vencedores ni vencidos"
Susana Díaz. PSOE

La secretaria general del PSOE de Andalucía, Susana Díaz, ha asegurado el 3 de mayo de 2015 ante más de 3.000 personas en la Fiesta de la Primavera de Chiclana que en la sesión de investidura del 4 de mayo de 2015 «vamos a ser valientes y vamos a presentar el paquete más potente de lucha contra la corrupción que ha conocido España».

Junto a las medidas de transparencia, la presidenta andaluza ha explicado que va a presentar también un amplio programa destinado a la protección de la vivienda, de modo que «se verá mañana si votan juntos los que recurrieron la Ley de la Función Social de la vivienda y los que dicen que quieren parar los desahucios, rechazando ambos partidos «un Gobierno sensible con la gente».

«Sé que un partido como el nuestro da seguridad porque el PSOE no es de sus militantes, es de los andaluces, y eso es lo que dijeron el 22 de marzo, así que mostraros orgullos de lo que hacemos, de lo que decimos y de lo que le queda Andalucía por delante», ha afirmado Díaz que ha resaltado «los 136 años de historia que ha cumplido el PSOE».

Qué alegría da un partido viejo que lo ha vivido todo, en libertad, con la dictadura, que se ha caído y levantado, un partido viejo con sabia nueva que se renueva y cambia, y que no engaña a nadie, que representa la igualdad, la libertad, la solidaridad, la justicia social y las relaciones entre empresarios y trabajadores. Ése es el PSOE; 136 años y los que vengan.

Susana Díaz ha agradecido el resultado extraordinario de las andaluzas en la localidad, «un auténtico pulmón rojo, ya que uno de cada dos ciudadanos nos votó y estoy en deuda con este pueblo». «Esa muestra de apoyo y cariño ahora hay que destinarla a José María porque Chiclana lo necesita y él sabe que va a tener el aliento y el respaldo de la Junta», ha pedido.

En clave regional, la presidenta ha avanzado «una semana importante porque hablaron los andaluces, dijeron quien quiere que les gobierne, y que quieren diálogo y los partidos tiene que escuchar lo que ha dicho la calle». En este sentido, ha lamentado que «el PP esté de puente y hayan tenido que tirar de Arenas y Floriano» y que «nadie del PP esté preocupado de hacer propuestas, esa es la derecha que tenemos».

«Hay que ser generoso, quiero ser la presidenta de todos los andaluces, los que nos votaron y los que no y sacar a esta tierra adelante y abrir los mejores años de Andalucía», ha proclamado. Saludando a los padres de la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, que estaban presentes en el acto, Díaz ha avisado de que «vamos a ser valientes y presentar un programa que lleve a esta tierra donde se merece, como hace Anne Hidalgo en París y demostrar que los socialistas estamos a la vanguardia de las políticas que le cambian la vida a las personas».

Por ello, ha abogado por ser «valientes para liderar el cambio productivo en Andalucía y porque el empleo es lo que quiere la gente». «Nadie puede vivir con 420 euros, a nadie le gusta recurrir a la economía sumergida», ha precisado, al tiempo que ha destacado que espera «un buen dato de paro esta semana para seguir demostrando que Andalucía tira del carro, que Rajoy gestiona la crisis de una manera y nosotros de otra, creando empleo y dando alivio a las familias».

Con respecto al futuro de la localidad, Susana Díaz ha abogado por relanzar sectores como el industrial que cuenta con polígonos de primer nivel y el turismo. Se ha confesado una enamorada de Chiclana y ha subrayado la potencia de una joya como Sancti Petri a la que hay que sacar el máximo rendimiento.

«Tenemos por delante muchísima capacidad y vamos a apoyar a comerciantes autónomos, darles el oxigeno que otros le quitan, con microcréditos, ayudas, para que mantengan las persianas abiertas de los comercios, tratar con mimo a los autónomos comerciantes, emprendedores, empresarios responsables que se juegan su dinero», ha explicado para reafirmarse en que «vamos a cambiar el modelo productivo y primar a quien da empleo y es rentable, vamos a marcar un camino distintos que va a abrir esperanza e ilusión en toda España».

Precisamente, la presidenta ha remarcado que «en estos seis meses solo se hablado de Andalucía entre las elecciones y la formación del Gobierno, porque somos el espejo frente a lo que dice Rajoy, frente a sus políticas de dolor, está el Gobierno de la gente y una presidenta que dice la verdad, lo que puede hacer y lo que no».

La presidenta se ha mostrado orgullosa de «un partido de gente honrada y honesta que sólo trabaja por cambiar la vida de la gente» y ha defendido la transparencia pública para que «quien quiera ganar dinero lo haga fuera de la política y dentro de la ley». Propone combatir la corrupción exigiendo «que quien se haya llevado dinero responda con su patrimonio y que no prescriban los delitos por corrupción».

Y en cuanto a la vivienda, ha recordado que el gobierno de la Junta fue sensible al problema de ciudadanos a los que «le quitan su proyecto de vida y de familia» e hicimos una Ley función social que recurrió la derecha.

Ahora la Junta va a incentivar para que las entidades financieras negocien, medien e intenten evitar a las familias los desahucios, no permitir cláusulas suelo, ni vender viviendas protegidas a fondos buitre como ha sucedido en Madrid.

Susana Díaz ha esbozado las líneas programáticas de un Gobierno que va a situar siempre «al límite de nuestras capacidades», «un Gobierno referente en creación de empleo, que blinde la educación que es nuestro ascensor social, que garanticen para que los hijos de los trabajadores puedan seguir estudiando en la universidad, donde la sanidad no se toque sino todo lo contrario, sea blindada por Ley».

Y por último, ha defendido el carácter municipalista del PSOE y ha pedido abrir una puerta a la esperanza de la mano de muchos alcaldes y alcaldesas socialistas porque son los que «miran a los ojos de la gente, los que se meten en los zapatos de sus vecinos, son las urgencias del sistema siempre dispuestos a atender». «Quiero ser la presidenta de todos los alcaldes y alcaldesas socialistas porque son ellos los que me acercan a la gente», ha apuntado.

«Cuando llegó Rajoy a la Moncloa sobraban concejales, universitarios, derechos y hasta periodistas que contaban la verdad de lo que estaba pasando en España», pero «nosotros creemos en la política para cambiar la vida de las personas, queremos hacer la revolución sin sangre, sin heridos, sin vencedores ni vencidos con una política cercana, de calle, como la que hacen nuestros ayuntamientos».

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Javier Velasco-Arias

Javier Velasco-Arias, biblista y educador.

Lo más leído