Cajón de Sastre

Rufino Soriano Tena

Contándoles mi dolencia. Tengan paciencia

Una vez que les he narrado a vuesarcedes con todo detalle cómo me ´autodiagnostiqué´ primero con un test de antígenos y que después ya se me hizo una ´heterodiagnosis` con toda garantía viniendo un profesional a  casa, que como dije se definía a sí mismo como un “Coordinador Unidad de Obtención de Muestras”, el cual me extrajo un “exudado nasofaríngeo” que se llevó al laboratorio, y en éste concluyeron lo que también saben vuesarcedes.     Pues bien, una vez que acaecido ha todo lo que he reseñado, vino la etapa del confinamiento, situación ésta muy propicia para elucubrar acerca de ´a mí quién me ha podido contagiar´ o ´con una carga vírica tan elevada, cuánto debe durar mi confinamiento´ o ´qué pruebas he -o han- de hacerme para finiquitar mi destierro o reclusión por que ya no voy a contagiar´ o ´será verdad que el actual -y no sabemos hasta cuándo- Presidente del Gobierno va a intervenir los precios de las pruebas diagnósticas para saber cuándo mi señoría va a dejar de contagiar al prójimo y va a poder moverse libremente por doquier´…

En cuanto a esto último, es decir, a propósito de que el Doctor don Pedro Sánchez vaya a controlar los precios de esas pruebas no creo que -si se lleva a cabo- ocurra en tiempo para que mi señoría se beneficie de ello, porque esas cosas llevan su tiempo y quién sabe cuándo se podrá llevar a cabo ese control porque unas veces porque se opone la UE (o la EU que es lo mismo: ¡qué más da!) o porque las CA no lo ven con buenos ojos o por lo que sea, en definitiva, la cuestión puede demorarse lo suyo. O tal vez no y se resuelva el asunto volando.

Acerca de quién me habrá contagiado, es tan difícil averiguarlo… Pero si mi señoría va con mascarilla a todas partes: la llevo en el ascensor, en lugares abiertos, en las barras de los bares, en…, hasta en misa si advierto que la distancia mínima entre -y con- los asistentes es inferior a 1,5 m. o a 2 yardas.

Y a propósito de cuánto tiempo ha de durar mi confinamiento para no ir contagiando al prójimo, según un conocido Doctor en Medicina y Cirugía, Profesor Asociado UCM, que sabe lo suyo, me acaba de decir, textualmente: “Ahora mismo son 7 días”. Aunque no sabe mi señoría si este margen habrá de ampliarse algo en función de la carga vírica que se haya tenido. Si ésta ha sido elevada puede ser que una semana sea insuficiente para dejar de contagiar a terceros. De cualquier forma, si se quiere tener garantías de no contagiar, en mi modesta opinión tal vez antes de reincorporarse a la vida normal deba uno hacerse un test de antígenos y ratificar el posible negativo con una PCR para así estar más seguro. ¿O no?

 

14-01-2022.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Rufino Soriano Tena

Licenciado en Ciencias Químicas por la Universidad de Granada y Licenciado en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Comillas (ICADE) de Madrid

Rufino Soriano Tena

Licenciado en Ciencias Químicas por la Universidad de Granada y Licenciado en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Comillas (ICADE) de Madrid

Lo más leído