LA MONITORA DEL TALLER SE DEFIENDE ACUSANDO A LOS ALUMNOS

Pin parental: la monitora sexual, que obligó a dos niños a simular una felación, dice que sólo se agacharon ‘como en el porno’

Charla 'con prácticas' en el IES Cura Valera de Húercal Overa de Almería que ponen de uñas a los padres y a la Junta de Andalucía

Pin parental: la monitora sexual, que obligó a dos niños a simular una felación, dice que sólo se agacharon 'como en el porno'
Davinia Muñoz. PD

No todo el monte es orégano, como dice el refrán, pero parece que en el mundillo de losw progres espñoles, todo en la esceula es orgasmo.

No hay mal que por bien no venga, y en este caso, un taller sexual de lo más dantesco en un instituto de Almería parece haber colocado sin más dilación el debate sobre el llamado pin parental encima de la mesa.

Resulta que, según recoge el diario Almería Hoy, a los alumnos de 3º de la ESO del IES Cura Valera de Húercal Overa les impartieron un taller sexual para analizar la pornografía y sus efectos en las relaciones afectivas, pero con total seguridad se les fue de las manos.

Fue este 12 de febrero de 2020 y la monitora en cuestión, no muy centrada en lo que se debe y no se debe hacer en un taller de estas características, sacó de entre los alumnos a un chico y a una chica para abordar el tema de la felación y los roles…

Sea como fuere y según denuncian las víctimas, los dos adolescentes terminaron simulando una felación… ¡Un niño y una niña de 14 años!

Se trata de unos talleres englobados en el Plan Estatal contra la violencia de género, pero que por lo que sea no han acertado con lo que se debería enseñar en los centros educativos y han montado un tremendo revuelo que ha vuelto a colocar en el centro de la polémica al pin parental.

La monitora de marras que se llama Davinia Simón y trabajadora social y fundadora de la empresa ‘Formación Vida’, se defiende como puede:

“Era una clase sobre sexualidad y pornografía y en un momento de la charla se les explica a los jóvenes que todo lo que ven en el porno no es real y para ejemplificarlo sacamos a un chico y una chica para que vean que las cosas que se realizan en este tipo de películas no se corresponden con las relaciones sexuales de verdad”.

Davinia Simón insiste en que en todo momento había “hasta cuatro profesores del centro delante” durante la charla.

“A los chicos se les pregunta cómo empiezan estas películas y son ellos mismos los que hacen una simulación de cómo comienzan, que es con una felación, pero sin ningún objeto, sin movimientos ni nada por el estilo”.

“Más allá de agacharse de rodillas imitando cómo lo hacen en una película pornográfica los alumnos no tuvieron que simular nada”.

Los padres de estos alumnos, como no puede ser de otra forma, quieren tener el poder de elegir lo que sus hijos aprendan, y desde luego este taller no parece o más óptimo para ello, al menos por cómo está enfocado. Algunos de estos padres, indignados, se quejaron a través de Twitter pidiendo “¡el pin parental ya!”

Y es que algunos de los adolescentes, como aseguraron los padres, salieron de la charla sintiéndose «humillados» y llorando.

La Junta se apresura a investigar los hechos

El centro de secundaria se encuentra ahora en una situación delicada dado que algunos de los padres del AMPA han amenazado con iniciar acciones legales, y asimismo, la Junta de Andalucía se ha apresurado a iniciar una investigación para conocer lo sucedido.

Recuerden, en este punto, que el gobierno de la región, comandado por PP y Ciudadanos, está sustentado por el partido VOX (y por su líder Santiago Abascal), creador del concepto pin parental que tan oportuno parece en este asunto.

El delegado de la Consejería de Educación desde este viernes 14 de febrero está manteniendo contactos con diferentes partes implicadas en el taller de la discordia, aunque probablemente el conflicto venga desde el punto de partida: el programa contra la violencia de género (VioGen):

¿Cómo funciona el programa contra la VioGen?

Se trata de un plan estatal que depende del Gobierno de España, es decir, dependiente del mismísimo Pedro Sánchez, que consiste en un programa de sensibilización para que los niños se eduquen al respecto de la prevención de la violencia contra las mujeres.

El programa está dirigido a alumnos del segundo ciclo de la ESO (3º y 4º) y consiste en charlas formativas sobre roles de género, sobre cómo evitar a toda costa y desterrar la violencia contra la mujer en la pareja así como las agresiones sexuales y el acoso.

Lo que parece evidente es que todos los padres quieren que sus hijos e hijas sean educados al respecto de estos valores que son una lacra social auténtica, pero parece que la fórmula elegida por la monitora del taller de este instituto almeriense en cuestión, no acertó con la puesta en práctica. Estos hijos menores no tienen porqué simular una felación en clase, ¡y los padres sí están en su derecho de pedir el pin parental para estas actividades complementarias!

La monitora del taller se defiende acusando a los alumnos

Cuando parecía que no podía haber más, resulta que la propia Davinia Simón, enreda todo mas, echando la culpa a los chavales:

Pedí dos voluntarios -un chico y una chica- para intentar explicar la cosificación y la relación no simétrica en las imágenes porno que ven. Los dos chicos hicieron un cambio de rol pero ni se tocaron, ni hicieron gestos obscenos.

Nadie llegó a simular la felación, nadie se sentó de rodillas, lo único que hizo el alumno fue apoyarse en una mesa de espaldas. Nadie gesticuló, ni hubo movimientos de felación, era hablándolo».

El taller que ha provocado la denuncia está recogido dentro del Proyecto de Prevención de Violencia de Género (Pacto de Estado) y que cuenta con la aprobación del consejo escolar del centro porque forma parte del plan de igualdad del IES Cura Valera de Huércal-Overa.

A pesar de todo, la directiva del mencionado instituto y el AMPA, mientras se mantiene abierta la investigación, ha decidido suspender todas las actividades contratadas a Formación Vida, por valor de 2.400 euros.

Quizás sería un buen momento para el debate sobre si dejarles a los padres las decisiones al respecto de la educación de sus hijos en cuanto a algunos tipos de contenidos.

Autor

José Pablo González

Licenciado en periodismo en 2010. Canterano del diario ABC, actualmente es redactor de política, portadista y responsable del área audiovisual de Periodista Digital.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído