Egibar le califica de "ultraconservador"

El PNV contra Munilla: «No hay nada más a la derecha»

"Se pretende despersonalizar, desafectar y desarraigar"

El presidente del GBB del PNV, Joseba Egibar, manifestó hoy ante el nombramiento de José Ignacio Munilla como obispo de San Sebastián que es «ultraconservador» y «más a la derecha tiene la pared», porque «no hay nada más a la derecha».

El dirigente jeltzale cree que se pretende «despersonalizar» la Iglesia vasca porque tiene «excesiva personalidad». En declaraciones a Radio Euskadi recogidas por Europa Press, Egibar indicó que se puede «opinar», pero «no se puede imponer» que es lo que «en determinados momentos la Jerarquía de la Iglesia pretende hacer».

En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, Egibar indicó que se puede «opinar», pero «no se puede imponer» que es lo que «en determinados momentos la Jerarquía de la Iglesia pretende hacer».

El dirigente del PNV manifestó que parece que tocaba «cambio» e indicó que no es algo de ahora, sino que, en los últimos años, se han adoptado determinadas decisiones «en referencia a eso que se llama Iglesia Vasca».

«La foto que había surgido no gustaba y se producen una serie de nombramientos en el tiempo, el de Blázquez, que nombra a un obispo auxiliar Iceta, que sabemos cómo piensa y desarrolla su acción pastoral. En Iruña se produce el relevo de Sebastián y viene un obispo que ha sido capellán castrense y ahora llega Munilla, ultraconservador, más a la derecha, como Rouco Varela, tiene la pared, no hay nada más a la derecha», añadió.

A su juicio, el objetivo que se pretende, bajo el pretexto de «universalizar la iglesia», es «despersonalizar, desafectar y desarraigar» porque la Iglesia vasca tiene «excesiva personalidad». «Por ahí va la línea estratégica de estas decisiones», apuntó.

Por último, se refirió a Juan María Uriarte, al que sustituye Munilla como obispo, señalando que no es una persona «conservadora» y destacó su «compromiso con el país». «Nadie le podrá decir ni a Uriarte, ni a Setien el que haya hecho apología de ningún planteamiento nacionalista, sino que son responsables de sus respectivas diócesis que sí han actuado sobre la problemática y han pretendido dar una respuesta a eso que supone un problema para su feligresía», agregó.

PP: ‘Va a desaparecer cierta ambigüedad hacia ETA’

Ha sido el único partido que ha «valorado positivamente» a Munilla. El secretario general del PP de Guipúzcoa, Borja Semper, aseguró que el nuevo obispo de San Sebastián «va a conseguir de una vez por todas que desaparezca cierta ambigüedad que la Iglesia, concretamente en Guipúzcoa, ha mantenido respecto a ETA y las víctimas».

PSE: ‘Puede provocar algún roce’

El portavoz del PSE-EE, José Antonio Pastor, ha afirmado que el nombramiento de Munilla «parece que puede provocar algún que otro roce» con la iglesia de Guipúzcoa, porque este prelado tiene una ideología «muy conservadora».

«Yo supongo que el Vaticano, que es quien decide estas cosas, habrá valorado muy mucho la razón de esta apuesta y el ambiente en el que se va a encontrar el señor Munilla cuando llegue a hacerse cargo de la diócesis de San Sebastián, en una Iglesia vasca que se ha caracterizado, hasta ahora, históricamente por estar más cercano a los postulados nacionalistas que a los más conservadores», ha añadido.

EA: ‘Que sea consciente de la realidad de Euskadi’

El secretario general de EA, Pello Urizar, ha pedido a Munilla que «tenga consciencia» de la realidad social de Euskadi y que actúe en consecuencia porque, de no ser así, podría provocar «un mayor distanciamiento entre la Iglesia y la sociedad», tras lo cual ha advertido: «Es una opción que ellos verán». (RD/Agencias)

 

 

Te puede interesar

Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído