EL HOMBRE Y LA FE

La mezquita de Al-Aqsa en Jersusalén ardió al mismo tiempo que la catedral de Notre Dame

La mezquita de Al-Aqsa en Jersusalén ardió al mismo tiempo que la catedral de Notre Dame
La mezquita de Al-Aqsa. EP

La catedral de Notre Dame de París no fue el único emblema religioso y cultural que ardió este 15 de abril de 2019 (La ‘indepe’ Sor Lucía Caram se suma en Twitter a los patosos que ofenden con Notre Dame).

Dos de las grandes sedes religiosas del mundo ardieron al mismo tiempo. Mientras el fuego devoraba el techo de Notre Dame en París, en Jerusalén un incendio, no tan voraz, se esparcía en la mezquita Al Aqsa, uno de los principales templos del mundo islámico.

Las llamas dañaron un puesto de guardia en una sala de oración -conocida como Al Marwani- en la parte superior de la mezquita pero fueron controladas sin producir más daños.

Después de atajar el siniestro, el cual aparentemente fue causado por el juego de unos niños, según informes un tanto someros, la actividad de la mezquita ha sido regularizada y hoy estuvo abierta al público en una zona también sagrada para los judíos, conocida como el Monte del Templo.

Llama la atención que esto haya ocurrido el mismo día. Una extraña sincronía, que debe verse como eso solamente, como la conjunción del tiempo y no como una conspiración ni mucho menos.

LA MEZQUITA

La mezquita de Al-Aqsa, en Jerusalén, sufrió un incendio que no provocó daños significativos aunque puso en jaque a las fuerzas del orden que trabajaron en la extinción del fuego (Jean-Marc Fournier, el ‘héroe’ de Notre Dame que salvó de las llamas la Corona de Espinas).

La mezquita de Al-Aqsa es el tercer lugar más sagrado para el Islam y es un lugar de culto muy visitado con 2.000 años de antigüedad (El presidente Macron promete reconstruir Notre Dame «en cinco años» y hacerla «más bella»).

En esta mezquita se cree, según las enseñanzas del Islam, que tuvo lugar un evento fundamental en la vida de Mahoma (Cristianofobia: extremistas de izquierda se mofan del incendio de Notre Dame de París).

Según informa el medio local ‘The new arab’, la estructura del templo resultó dañada por el fuego que se originó en la sala de guardia frente a la sala de oración de Marwani.

La causa del incendio no se ha determinado, pero el director general del Departamento de Asuntos de la Mezquita de Jerusalem Waqf y Al Aqsa, Sheikh Azzam al-Khatib, dijo a Al-Mamlaka de Jordania que el incendio pudo haber sido causado por niños.

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, advirtió a cualquier persona contra el objetivo del lugar sagrado, enfatizando la necesidad de preservar el «gran valor religioso y humanitario de Al Aqsa».

La sala de rezos está ubicada debajo de la zona sudeste del templo de Mount, que incorpora tanto la Cúpula de la Roca como la mezquita de Al-Aqsa, siendo un complejo muy importante para el Islam y la comunidad árabe.

Desde la mezquita se ha informado de que el fuego se inició en el patio del edificio, y podría haber sido provocado por varios niños que se encontraban en la zona.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído