La norma "solicita" al presbítero a que abandone el sacerdocio para "dedicarse al niño"

«Hay niños por todas partes»: el documento secreto del Vaticano para los sacerdotes que tienen hijos

"Es el próximo escándalo", asegura el irlandés hijo de cura Vincent Doyle, fundador de 'Coping International'

"Hay niños por todas partes": el documento secreto del Vaticano para los sacerdotes que tienen hijos
Celibato

Francisco, sobre los curas-padres: "La ley natural precede a su derecho como sacerdote... Deben abandonar su ministerio sacerdotal y cuidar a su hijo"

(C.D./AFP).- El portavoz de la Santa Sede ha confirmado que existe un «documento interno» del Vaticano con «directrices» a seguir en casos de curas que tienen hijos. Alessandro Gisotti ha aseverado que la norma tiene como «principio fundamental la protección del niño», y a tal fin «solicita» –aunque no obliga– al cura involucrado a que abandone el sacerdocio para poder «asumir sus responsabilidades como padre y dedicarse exclusivamente al niño».

De acuerdo con una nota publicada por The New York Times, Vincent Doyle, un hombre cuyo padre era un sacerdote católico, confirmó que pudo ver este particular documento e indicó: «Hay niños [de curas] por todas partes. Es el próximo escándalo».

Los hijos de religiosos tienen varios orígenes: algunos son fruto de relaciones entre sacerdotes y laicas o monjas, pero otros provienen de violaciones. Y si bien no hay números oficiales de cuántos bebés nacieron de padres curas, Doyle lidera un grupo de apoyo, Coping International, que cuenta con 50.000 integrantes en 175 países.

La confirmación de que el Vaticano cuenta con reglas secretas para aquellos sacerdotes que pese a la obligación del celibato tienen hijos llega en vísperas del comienzo de una cumbre inédita de religiosos de todo el mundo convocada por el Papa Francisco para tratar el escándalo de los abusos sexuales en la Iglesia, en la también tomarán parte hijos de curas como Doyle.

 



La palabra de Francisco

Hay pocos comentarios del Papa Francisco sobre la mejor manera de proceder en caso de sacerdotes con hijos. En su libro de 2010 El cielo y la tierra, que escribió cuando era el arzobispo de Buenos Aires, Francisco dice que un sacerdote que en un momento de pasión viola un voto de celibato podría potencialmente permanecer en el ministerio, pero quien engendra un hijo no.

«La ley natural precede a su derecho como sacerdote», asegura en el texto y agrega que la primera responsabilidad de un sacerdote sería con su hijo: «Debe abandonar su ministerio sacerdotal y cuidarlo».

De manera oficial, la Iglesia católica requiere que los sacerdotes mantengan una vida de celibato absteniéndose de cualquier tipo de actividad sexual. Sin embargo, las revelaciones escandalosas de los últimos tiempos confirmaron que esta práctica no es en realidad un hecho, que los votos se rompen.

 



Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído