En una partido disputado el manacorí venció al joven italiano por 7-6(4), 6-4, 6-1

Rafa Nadal derrumba los sueños del joven Sinner en Roland Garros

El tenista español se quejó por las condiciones en las que se llevó a cabo el encuentro, "el problema es el frío", afirmó

Rafa Nadal derrumba los sueños del joven Sinner en Roland Garros
Rafa Nadal en su encuentro contra Sinner en Roland Garros

Rafa Nadal sigue más vigente que nunca, a sus 34 años demostró una vez más de que está hecho y arrolló al joven italiano Jannick Sinner por 7-6(4), 6-4, 6-1.

A pesar de las condiciones, Nadal demostró en su encuentro número 100 en Roland Garros por qué le llaman El Matador, pues pudo resolver con maestría las serias amenazas que enfrentó en los dos primeros parciales por parte del joven de 19 años.

Apoyado en un ‘drive’ que no despertó lo suficientemente pronto, Nadal acabó machacando a su rival y en su resistencia, siempre encontró la forma de evitar las ‘trampas’ del tenista italiano, que finalmente terminó por rendirse en el tercer parcial y tras rozar las tres horas de encuentro.

Sinner asumió sin complejos el reto de medirse por primera vez al español y la pista favorita de éste. Con un poderoso ‘drive’ y un afilado revés a dos manos cruzado, plantó cara y aguantó incluso esos largos peloteos que casi siempre suelen caer del lado del número dos del mundo, que tras cuatro ‘aperitivos’, se encontraba con su primer oponente serio.

Sin encontrar su mejor tenis, Nadal llegó a sufrir y se vio incluso contra las cuerdas cuando Sinner le rompió en el undécimo juego.

El de San Candido no había concedido ni una sola bola de rotura y parecía que podría cerrar el set, pero entonces apareció el ‘drive’ del manacorí para acudir al rescate, lograr el ansiado ‘break’ y forzar una ‘muerte súbita’ donde su mejor golpe continuó haciendo daño a su rival.

El italiano pidió atención médica para su pierna derecha, pero no acusó el golpe. A base de golpes ganadores, sobre todo con el ‘cañón’ de su derecha, siguió dando ‘guerra’ en un duelo que elevaba su nivel y que se le volvía a poner de cara con otra rotura en el cuarto juego para ponerse 3-1.

Pero de nuevo, Nadal se agarró a su experiencia, aguantó y rompió en el siguiente juego para volver a igualar las cosas ante un rival, cuyo rostro empezaba ya a demostrar cierta frustración. Esta se consumó cuando volvió a ceder su servicio en el noveno juego pese a dominar 40-15, con algo de suerte también a favor del actual campeón, que luego cerró el 2-0.

Eso fue el principio del fin para Sinner, que bajó los brazos y dio paso a más errores, mientras que el 12 veces campeón no aflojaba para firmar sin problemas el pase a su trigesimocuarta semifinal de ‘Grand Slam’, la decimotercera en París, una ronda en la que nunca ha perdido y a la que llega con sensaciones al alza en su tenis y sin todavía haber cedido un set.

«El problema es el frío»

Rafa Nadal y Jannik Sinner terminaron de jugar su partido de cuartos de final de Roland Garros a la 1:30 de la madrugada. Pero Nadal dejó claro que ese no era el problema: «No es lo ideal acabar a esa hora, pero ahora tengo dos días de descanso», aseguró el balear.

«El problema es el frío», afirmó posteriormente. «Sé que los futbolistas juegan en condiciones similares pero es diferente porque ellos se están moviendo todo el rato y nosotros paramos constantemente, luego arrancamos… Hace mucho frío para jugar a tenis, en estas condiciones creo que es peligroso para nuestro cuerpo», insistió el número dos del mundo.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído