Carbunión pronostica un año «catastrófico» para el carbón si Industria no publica ya la orden

Carbunión pronostica un año «catastrófico» para el carbón si el Ministerio de Industria, Energía y Turismo «no publica ya» la orden ministerial con los nuevos incentivos a la quema del mineral autóctono en las centrales térmicas, aseguró la directora general de la asociación empresarial, Mercedes Martín, en una rueda de prensa.

Martín afirmó además que un eventual cierre de la minería del carbón en su conjunto tendría un coste de más de 4.000 millones de euros para el Estado y afectaría no solo a los 4.000 trabajadores directos del sector, sino también a una parte de los 150.000 inducidos en torno a esta actividad.

En todo caso, esta posibilidad no se contempla al menos hasta 2018 y el sector se encuentra ahora pendiente del nuevo mecanismo para la quema de carbón en centrales térmicas. Si no se adoptase esta norma, «las centrales irían al cierre en tres años» y la potencia instalada pasaría de 9.800 a 4.800 megavatios (MW), dijo.

El nuevo mecanismo, en el que se recogen ayudas a las centrales térmicas para acometer inversiones medioambientales, contempla una producción anual de 5,2 millones de toneladas de carbón, si bien el «retraso» en su publicación, prevista para el 1 de enero, solo ha permitido producir un millón de toneladas hasta ahora y apenas permitiría extraer 2,5 millones en todo el año.

Martín advirtió de que este volumen sería inferior al nivel «inusitadamente bajo» de 3,7 millones de toneladas en 2014 y haría que «las empresas no puedan aguantar más allá del verano». «Es importante que la tramitación sea rápida y pase los filtros de la CNMC y de la Comisión Europea», donde «no tendría por qué haber problemas», señaló.

Carbunión considera que el borrador actual, en el que se elevan de 3,2 a 5,2 millones las toneladas anuales de carbón y de 72.000 a 90.000 euros por megavatio (MW) el incentivo a las centrales, resulta «suficiente siempre que se modifique el ‘céntimo verde'». «En todo caso, preferimos que salga ya con 5,2 millones de toneladas a mantener una lucha por 6,7 millones», dijo.

La bonificación al ‘céntimo verde’ consistiría en reducir a 0,15 euros por Giga Julio el gravamen al carbón nacional y comunitario, frente a 0,65 euros actual, que quedaría solo para el extracomunitario con el argumento de que este mineral importado tiene un coste ambiental mayor asociado a su transporte.

COSTE DE 363 MILLONES.

Carbunión calcula que el nuevo mecanismo del carbón tendrá un coste en los próximos tres años de 363 millones de euros, frente a los 405 millones previstos por Industria. La diferencia se debe a que las centrales de Anllares y Compostilla 2 previsiblemente no realizarán las inversiones previstas. En total, afectará a 4.038 MW, frente a los 4.500 pronosticados por Industria.

Martín lamentó que «haya empresas eléctricas que no han estado hablando muy bien de esta norma a nivel comunitario» y aseguró que «si no fuese por el carbón, los precios de la electricidad se dispararían». Las centrales térmicas ofrecen electricidad a 35 euros por por megavatio hora (MWh) y evitan la entrada de ciclos combinados a 55 euros.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído