La pareja vuelve a ser noticia

David Bustamante y Paula Echevarría: el embrollo se embrolla más

Reaparece el cantante en un programa de televisión y deja a todos pasmados

David Bustamante y Paula Echevarría: el embrollo se embrolla más
Paula Echevarría y David Bustamante. EP

No ha habido ultimátum, lo que hubo fue un 'hasta aquí llegaron las aguas

Dos meses y medio. Setenta días desde la última aparición pública de Bustamante ante los medios y una evidencia palpable: está roto.

El artista reaparecía el pasado 12 de junio de 2017 en un programa de televisión y dejaba constancia de que no pasa por su mejor momento a diferencia de su todavía mujer, Paula Echevarría (39), que no ha perdido la sonrisa desde que saltaran los rumores de separación.

Tenso, mirada triste y nervioso. Además de un físico algo menos tonificado y cuidado que tiempo atrás en el que su estilo de vida saludable y filosofía de cultivo mente-cuerpo eran vital para el artista.

Todo esto ha dejado constancia de que el David Bustamante (35) divertido, alegre y extrovertido con el público y el que se sentía como pez en el agua en los platós de televisión, ya no está. Al menos no de momento.

Tras sus palabras en el «All you need is love… o no» ha sido inevitable que los medios hagan la comparativa de las apariciones públicas de Paula desde su divorcio a la de ahora del artista. Y como dice el refranero español: «una imagen vale más que mil palabras». Tal ha sido el giro que ha dado la historia tras ver a David en público, que las tornas han cambiado y Paula no queda muy bien parada en este final.

La frialdad de Paula

Según contaba Kiko Matamoros la pasada tarde en ‘Sálvame’, Paula no ha sido «rotunda» con David en ningún momento en lo que a su separación se refiere, por lo que el cantante «cree que la vuelta es posible».

Sin embargo, según el colaborador la actriz lo tiene «clarísimo» desde hace mucho tiempo.

Asimismo, la actitud positiva y el buen estado que muestra tanto en las redes sociales como en sus compromisos publicitarios no dejaría más que dejar constancia de esto y mostraría «cierto carácter calculador y frío de Paula que hasta el momento se desconocía», han añadido los compañeros de Matamoros.

Como decimos, tras 70 días desde que se empezara a hablar de su separación, Bustamante ha reaparecido más «incómodo» en un plató de lo habitual y aunque evitaba entrar a comentar nada que diera pie a la especulación sobre su situación sentimental, sí dejó unos titulares que están dando para mucho:

«Si el amor es de verdad, nunca muere».

Sin embargo, la pasada tarde ‘Sálvame’ mostraba las primeras imágenes de la actriz tras esta entrevista y su indiferencia era notable.

Paula que continua con los preparativos de la comunión de su hija Daniella, era captada por la prensa y no respondía a las preguntas sobre David o su matrimonio. En su línea de guardar silencio y poner su mejor sonrisa acompañada en todo momento de su madre, Paula dijo:

«Estoy muy bien, sabéis que no voy a decir nada».

Aunque según Matamoros y retomando el pulso que le echaba a la actriz semanas atrás, reafirmaba en sus informaciones:

«Ella no es rotunda y, por tanto, él piensa que la vuelta es posible y se agarra a lo que sea, pero ella lo tiene clarísimo, lo tiene más claro que el caldo de un asilo. Y aunque él todavía no quiera aceptarlo por esa falta de claridad respecto a poner el punto definitivo, David ya empieza a hablar en cierto modo en pasado y de ahí a que se reiterara en más de una ocasión que »lo de verdad, como un amigo, está siempre», porque es un tío de corazón y lo último que hará será enemistarse con la madre de su hija».

Es más, recordando que se comentó que la actriz le había dado un ultimátum a su marido para que cambiara algunas cosas, Kiko Matamoros lo ha negado:

«No ha habido ultimátum, lo que hubo fue un ‘hasta aquí llegaron las aguas’».

Algo que desmontaría por completo todas las teorías tratadas hasta el momento y confirmaría que su ruptura definitiva se remonta al pasado mes de enero y que Paula Echevarría lo tenía muy claro en todo momento.

Datos que no deja en muy buen lugar a la actriz, que en sus distintas apariciones públicas ha jugado al despiste diciendo en todo momento «que no cierra puertas a nada y tiempo al tiempo».

Así como que «ama a su marido y no dejaría que nada ni nadie le hiciera daño», como contó la revista Corazón.

Por otro lado, además de valorar el carácter de la protagonista de ‘Velvet’, los colaboradores del citado programa, que manejan datos del entorno de la pareja, también dejaron caer la posibilidad de que Paula ya tuviera «otros planes» en su vida y de ahí a que estuviera serena y feliz dando a entender que «ha pasado página».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído