Dos funcionarios heridos tras una pelea entre presos blancos y negros en la cárcel de Topas

(PD).- Los presos del módulo 10 de la cárcel de Topas protagonizaron en la tarde de este lunes una pelea multitudinaria, en la que se enfrentaron principalmente blancos contra internos de color, que necesitó la intervención de más de 20 funcionarios, para pararla.

Cuenta José Manuel Blanco en El Mundo que el enfrentamiento se inició por un ajuste de cuentas, puesto que uno de los internos había sufrido un corte en la cara. En la pelea, en la que pudieron intervenir unos cien presos, varios internos portaban pinchos carcelarios, según ha denunciado el sindicato Acaip.

Los dos funcionarios del módulo 10, acompañados por los dos del módulo contiguo intentaron parar inicialmente la pelea pero necesitaron el respaldo de otros 20 trabajadores para lograr detener las agresiones, según ha explicado el representante de Acaip en Topas, José Manuel Salvador.

Dos de los funcionarios que intervinieron en el inicio de la pelea resultaron lesionados, con golpes en la nariz y en las muñecas. Ninguno de ellos portaba equipo de protección puesto que, según ha denunciado reiteradamente el sindicato, en los departamentos se carece de ellos, debido a que los escudos y chalecos se encuentran almacenados fuera de los módulos.

Como resultado de la pelea, cinco de los presos fueron trasladados a celdas de aislamiento. Entre ellos se encuentra un interno que había sido trasladado al módulo 10 a principios de mes, tras haber sufrido una violenta agresión por parte de los internos del módulo 3. Este preso se resistió violentamente a la medida de aislamiento, tratando de agredir a los funcionarios, a los que también amenazó de muerte.

Además, varios internos más tuvieron que ser atendidos en la enfermería del centro como consecuencia de las agresiones sufridas.

Según los datos facilitados por Acaip, el módulo 10 ha pasado a tener a principios de mes una masificación del 138%, al 158%, puesto que en la tarde del lunes albergaba a 114 internos en 72 celdas.

Acaip ha reiterado sus críticas contra la masificación del Centro Penitenciario de Topas, que está causando distintos enfrentamientos entre los presos, además de contar con un elevado número de presos con problemas psiquiátricos.

El sindicato también ha vuelto a expresar su malestar por la escasez de personal que tiene la cárcel de Topas, sobre todo desde que se abrieron los CIS de Salamanca y Zamora, hace más de cuatro años.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído