Kremer de Seda

Carlos Pecker Pérez de Lama

Caso Murer: El Carnicero de Vilnius

Es contradictorio que una película tan sobrecogedora de contenido, al final se haga espesa y pesada.

Trata sobre un dirigente nazi que, supuestamente, fue `El carnicero de Vilnius´, un asesino de cientos de judíos durante la Segunda Guerra Mundial. Vilnius es actualmente la capital de Lituania, antigua URSS, aunque era polaca antes de la ocupación, y tuvo un campo de exterminio a las afueras donde murieron 100.000 soviéticos y ejecutaron a miles de judíos en los bosques de Ponary.

Franz Murer, un oficial austriaco de las SS que comandó el Gueto de Vilnius, se enfrenta a un juicio por sus crímenes en el que, en principio, tiene a todo el mundo en contra, señalado por varios supervivientes que vivieron aquella atrocidad y vieron sus asesinatos a sangre fría. Pero empiezan a surgir influencias del pasado que intentan cambiar el rumbo de los acontecimientos.

Basado en una historia real, no puede ser más interesante, sobre todo la manera en cómo su director austriaco, Christian Frosch, va mostrándonos el descomunal dolor de los desesperados que estuvieron en aquel infierno, y la manipulación de antiguos compatriotas nazis que van quebrando las mentes de los más débiles, algo en lo que eran auténticos expertos.

¿Y cuál es el problema entonces?, pues el ritmo y el tenso pero cansino escenario. Son 137 minutos de un juicio donde hay una declaración tras otra, con historias paralelas, eso sí, pero se hace demasiado complejo y agotador. La solución podría haber sido insertar imágenes `reales´ de las que hablan y reducir el metraje y la cantidad de totales. Entonces hubiese quedado redonda. Eso pienso yo.

Imprescindible conocer este episodio tan deleznable de nuestra historia. Y no fue hace tanto…

3½ ★★★½

Recibe nuestras noticias en tu correo

Carlos Pecker

Realizador, Periodista, Camarógrafo, Técnico de sonido, Iluminador, Editor, Profesor universitario y Escritor.

Lo más leído