La Hora de la Verdad

Miguel Ángel Malavia

UPyD se equivoca en Cataluña

Leo con tristeza que UPyD reclama la suspensión de la autonomía de Cataluña. Se amparan en la ley, pues sus gobernantes están atravesando un camino unilateral y contrario al fijado por la Constitución. La ley está para cumplirla y los gobernantes han de ser los primeros en dar ejemplo. Eso lo creemos la gran mayoría de ciudadanos, más allá de nuestras ideas. Por lo tanto, el partido de Rosa Díez no reclama un absurdo teóricamente hablando. Sin embargo, se equivocan desde un punto de vista práctico y realista.

Y es que, en caso de que finalmente se suspendiera la autonomía de Cataluña, ¿qué nos quedaría? ¿Una España autonómica salvo una única región dependiente de un modo absoluto del Estado? ¿Y en qué contexto? ¿Acaso en el de mayor auge del soberanismo hasta ahora conocido en ese territorio? ¿Podemos obviar que, en unos pocos años, son muchísimos más los que ahora están por la independencia que antes? ¿Y cómo verían lo que a ojos del mundo entero sería un castigo, una situación de excepcionalidad evidente?

He escrito mucho sobre el nacionalismo en los últimos años. Como UPyD, estoy convencido de que un puñado de politicastros ha erigido la bandera del victimismo a través de una serie de supuestos maltratos históricos. Todo eso es falso. Como irreal es la imagen que algunos medios locales, al dictado de unas instituciones que les forran el bolsillo, han ofrecido de lo que está pasando en los últimos tiempos en su tierra. Sin embargo, estos son momentos de sosiego, paciencia y pedagogía.

La clave última ha estado en la Educación, que ha desfigurado en muchas autonomías la relación de su territorio con el resto de España. Todo ello de un modo interesado y manipulado por sus respectivos gobernantes. Esos que ahora incumplen la ley. Pues ahí está la respuesta. A esos malos gobernantes es a los que hay que sancionar y obligar a algo tan lógico como que sigan la senda de la legalidad. Pero, ¿castigar a toda una ciudadanía, a un pueblo con rasgos propios dentro del gran tesoro plural que es lo español? Eso no. Eso es sacar la brocha gorda y desdibujar el trazo fino que se necesita hoy.

En definitiva, el mejor modo de defender la unidad de España es queriendo y respetando a Cataluña. Castigando a sus malos gobernantes, sí, pero también sin victimizar a sus ciudadanos.

MIGUEL ÁNGEL MALAVIA

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Miguel Ángel Malavia

Conquense-madrileño (1982), licenciado en Historia y en Periodismo, ejerce este último en la revista Vida Nueva. Ha escrito 'Retazos de Pasión', ¡Como decíamos ayer. Conversaciones con Unamuno' y 'La fe de Miguel de Unamuno'.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Miguel Ángel Malavia

Conquense-madrileño (1982), licenciado en Historia y en Periodismo, ejerce este último en la revista Vida Nueva. Ha escrito 'Retazos de Pasión', ¡Como decíamos ayer. Conversaciones con Unamuno' y 'La fe de Miguel de Unamuno'.

Lo más leído