"Es una forma de concienciar a la sociedad", dice el responsable

La TV da en directo niños en adopción «para evitar que sean abandonados como animales»

El programa es un concurso de preguntas sobre islam en el que el público recibe premios

Director del programa: "Mañana o pasado habrá otro bebé, un niño que acabamos de encontrar en la basura"

Uno de los programas de mayor audiencia de la televisión paquistaní da en adopción bebés procedentes de una entidad benéfica local, Chhipa, cuyo responsable ha defendido la ‘iniciativa’ asegurando que no la detendrán.

«Es una forma de concienciar a la sociedad paquistaní sobre la necesidad de no abandonar a los bebés como si fueran animales», dijo Ramzán Chhipa, director y fundador de la asociación que lleva su nombre y que se dedica a múltiples actividades benéficas.

El programa en cuestión reúne cada noche a millones de telespectadores bajo la batuta de Aamir Liaquat Husein, la mayor estrella televisiva del país asiático, que mezcla religión y entretenimiento en un cóctel que ha cosechado mucho éxito.

«MAÑANA HABRÁ OTRO BEBÉ»

El programa, una suerte de concurso de preguntas sobre islam en el que el público recibe premios (vehículos o electrodomésticos), incorporó en los últimos días una nueva atracción: la entrega en directo de bebés a nuevos padres.

«Los dos casos hasta ahora han sido familias que ya teníamos estudiadas y que habían realizado su solicitud, como otras miles, aunque éstas no sabían que se les iba a dar el niño y mucho menos que sería en directo», dijo Chhipa.

«Mañana o pasado habrá otro bebé, un niño que acabamos de encontrar en la basura», añadió, tras recalcar que en el futuro seguirán dando sus niños en la televisión «si nos lo siguen pidiendo».

Chhipa hizo hincapié en que su entidad no recibe ninguna donación del programa o del canal y que la iniciativa es puramente benéfica y de concienciación social. En las dos ocasiones anteriores, los niños fueron llevados en brazos por el presentador, como un cheque o un vale por un microondas, y se los ha entregado a los sorprendidos nuevos padres que estaban entre el público.

«ES VERGONZOSO»

El asunto, que ha tenido mucho eco en medios internacionales pero ha pasado casi desapercibido en la prensa local, ha generado algunas críticas en las redes sociales. «Es vergonzoso», escribió esta mañana un internauta en el perfil de la Asociación, y acusó a Chhipa de «salvar bebés con una mano y pelearse por publicidad barata con la otra».

El polémico magacín Amán Ramadán (Paz en ramadán), que diariamente llena más de seis horas prime time en la cadena Geo, es la versión extendida del programa de entretenimiento religioso que Liaquat Husein tiene durante todo el año en el mismo canal.

Esta estrella de las pantallas con aire de telepredicador ha recibido algunas críticas por forzar hasta límites discutibles la puesta en escena de la divulgación religiosa con intenciones de entretenimiento. En su programa ha llegado a mostrar en directo la conversión al islam de ciudadanos de religión hindú para gran regocijo del público y de los ulemas siempre presentes junto a él en el plató.

Diversas organizaciones de defensa de los derechos humanos, tanto locales como internacionales, denuncian anualmente la conversión forzosa de miembros, en muchas ocasiones mujeres, de las minorías religiosas del país.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído