Revista de prensa / Toco y me voy

España, en el centro del mundo: podemos hundir el euro

Los especuladores son los malvados y Ángela Merkel pasa de Madrastra a Blancanieves

Otra vez, como en Lepanto y en Mühlberg, los ojos del mundo están fijos en España. En esta ocasión, porque podemos hundir el euro. Una frase del ministro Luis de Guindos, «El futuro del euro se juega en las próximas semanas en España y en Italia», nos mete el miedo en el cuerpo.

Hablábamos de que los periódicos buscaban culpables al desastre económico en el extranjero: Bruselas, Berlín, el Banco Central Europeo… Faltaban los masones y los ‘illuminati’. Hoy, primer día de junio, algunos de esos enemigos se han convertido en aliados.

ABC  elogia a Ángel Merkel, que pasa de madrastra a Blancanieves de un día para otro: «Merkel, tras hablar con Rajoy, pide confianza en las reformas de España». ¿Quién es mejor, la Merkel que nos da la limosna de unas palabras o Rajoy, que le ha convencido de que afloje la boca? Como no siempre hay buenas noticias, en pequeño leemos: «El BCE acusa al Gobierno de falta de transparencia con Bankia».

El ABC también nos informa de que el Rey (¡en pie!) y varios importantes empresarios españoles marcharán en uso días a Brasil y Chile a buscar inversiones. Si trae dinero, por mí como si caza otro elefante.

La Razón encuentra otro aliado en Washington. Fotón de Soraya Sáenz de Santamaría con la directora del FMI, la francesa y morenísima Christine Legarde. ¡Si hubiese sido Dominique Strauss-Kahn, SSS podía no haber regresado entera a España! El titular, propio de Público en su época de papel dirigido por Nacho Escolar: «Guerra a los especuladores. El Gobierno planta cara a la presión de los que quieren forzar el rescate». En la misma portada, apunta un asunto interesante: ««The Wall Street Journal» lanzó el bulo que provocó una subida de la Bolsa de Nueva York».

¿Alguien en alguna tertulia hablará de cómo se están frotando las manos los estadounidenses y los británicos ante una posible desaparición del euro?

El País no arrima el hombro, que diría un socialista: «Bruselas critica con dureza las medidas de Rajoy contra la crisis», en concreto la subida del IRPF, la reforma laboral y la financiera. ¡Pero si Rajoy ha subido los impuestos a la clase media! Política socialista 100%.

Y de España se han marchado 66.000 millones de euros. Este periódico está emperrado en cobrarse la cabeza de Carlos Dívar, que no diremos que no deba desprenderse de ella, pero nos parece que mientras la economía dé sustos todos los días, a nadie le importa el presidente del Supremo que nombró Zapatero.

Lo mismo ocurre con la sentencia del TSJ catalán que declara nula la preferencia de la lengua catalana en el Ayuntamiento de Barcelona, y que, por supuesto, no aparece en El País, pero sí en El Mundo, ABC y La Gaceta.

El Mundo encuentra otro malvado, pero en singular: Mario Draghi, director del BCE. «Draghi vapulea a España, pero pide la unión bancaria europea».

Los inspectores del Banco de España «no serán cómplices» de las firmas extrajeras que van a auditar la banca española, nos informa La Voz de Galicia. A ver si es verdad y queda un poco de dignidad en algún funcionario.

Las tertulias no hablarán de ello, digo de ella, pero los periódicos nos anuncian fotos de ¡Charlize Theron! Oh, estoy enamorado.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído