Bermejo, «desolado»: «Es verdad, se me ha pasado sacarme la licencia de caza»

Bermejo, "desolado": "Es verdad, se me ha pasado sacarme la licencia de caza"

(PD).- Cazar con el juez que instruye un caso contra el PP estuvo mal. Mentir sobre el precio de la cacería, también. Y ya el remate es que lo hiciera sin licencia. La pesadilla del ministro Bermejo no se acaba.

El ministro nos ha dado la clave. Si un guardia civil le para en la carretera y no tiene usted carné de conducir, no pasa nada: «Se me ha pasado sacármelo». Le pillan con la empleada del hogar sin dar de alta en la Seguridad Social: «Se me ha pasado». ¿Evade usted el IVA y le pillan? A lo Bermejo, «se me ha pasado». Todo un ministro de España es cazado sin la licencia pertinente para practicar «la actividad cinegética» y sólo se le ocurre decir que «es verdad. Se me ha pasado. No caí en que estaba en otra Comunidad Autónoma». Ésta es la España de la escopeta nacional.

El cazador Bermejo se lo ha reconocido a María Teresa Campos en La Mirada Crítica, de Telecinco, sin agachar la cabeza. Así es el ministro de Justicia, el Notario Mayor del Reino. No sólo va a la finca nacional de Quintos de Mora a su antojo, sino que un cazador habitual como es él no «cae en la cuenta» de que para cazar en Andalucía hay que sacarse el pertinente permiso.

«Es verdad. Se me ha pasado, no he caído en la cuenta de que era otra Comunidad Autónoma.»

La Junta de Andalucía le ha abierto un expediente informativo, con el supuesto objetivo de «valorar y evaluar qué ha pasado realmente», pero la clave es que lo que suelta Bermejo por la boca.

Este descarado es el responsable del Ministerio de Justicia en España. ¿Se me ha pasado? ¿Eso es lo que tenemos que decir los ciudadanos cuando nos pillen saltándonos la ley a la torera? A un conductor sin carné, ¿se le ha pasado?

Este miércoles mismo, este ministro, era ovacionado por sus compañeros de grupo. Datos y datos «inoportunos» que se amontonan. El ministro ha reconocido, tan pancho, que su nombre no aparece en la base de datos que incluye a todos los cazadores habilitados en Andalucía. Él mismo confirmó que participó el 7 de febrero en una montería en Jaén. La multa prevista: entre 601 a 4.000 euros.

Bermejo no está en el listado de cazadores autorizados a practicar la actividad cinegética en Andalucía. El nombre del ministro de Justicia no aparece en la base de datos de la Consejería andaluza de Medio Ambiente, requisito imprescindible para cazar y tipificado como «sanción grave» en la ley andaluza que regula esta práctica, según ha podido confirmar El Mundo.

En el registro, en el que no aparece el ministro, sí está Baltasar Garzón. Inscribirse en él y tener la correspondiente licencia de caza no es un mero trámite burocrático, indicaron las fuentes consultadas, que lo compararon con tener el carné para poder conducir.

A pesar de no tener licencia, el ministro de Justicia se pasó el reglamento por el arco del triunfo y participó en dos cacerías con el magistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón en la provincia de Jaén hace 12 días. El pasado 7 de febrero, sábado, estuvo en una montería en la finca Navaltorno en la Sierra de Andújar, propiedad del empresario Santiago Peralta, según el diario de Pedrojota Ramírez.

El día siguiente, el domingo 8 de febrero, el ministro y el magistrado participaron en otra cacería en la finca Cabeza Prieta en Torres, el municipio natal de Garzón. Allí, el juez abatió tres muflones y Bermejo, dos.

La Ley 8/2003, de 28 de octubre de la Flora y la Fauna Silvestres de Andalucía tipifica como «sanción grave» cazar «sin licencia o con datos falsificados». En el capítulo de sanciones, se detalla que las «infracciones graves», como la cometida por Fernández Bermejo, están castigadas con multa de 601 a 4.000 euros.

Además, el artículo 83 de la citada ley explica que «la comisión de infracciones tipificadas en esta ley podrá llevar aparejada las siguientes sanciones accesorias»: la «suspensión o inhabilitación para la obtención de la correspondiente licencia o autorización del aprovechamiento por un periodo comprendido entre un mes y cinco años, cuando la infracción sea calificada como grave».

Se le ha pasado todo. Un ministro de Justicia -y Notario Mayor del Reino- al que se le pasa la ley. Dice que está «desolado».

OFERTAS BRONCE

¡¡¡ DESCUENTOS ENTRE EL 1 Y EL 20% !!!

Desde el descuento más pequeño a las ofertas más increíbles, actualizadas diariamente

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído