Excelencia educativa, universitaria, profesional y social.


España, en los últimos años, viene ocupando muy malas posiciones en indicadores internacionales que miden la calidad del sistema formativo, competitivo, democrático, etc. como PISA y otros, a saber: TIMSS; PIRLS; The Learning Curve-La Curva del Aprendizaje-de la Formación; Indice de Libertad Económica; Indice de Competitividad Global; Doing Business; Clasificación internacional de universidades; Premios Nobel ciencias; Medallas Fields de matemáticas; Indicador o Indice de la democracia; Indicador internacional de la corrupción; etc.

España, además, es una de las naciones que menos mejora en dichos indicadores (PISA, etc.) y, ¡para colmo!, en algunos, empeora como en competitividad, democracia, corrupción, etc.

Esta visto que, en España, la selección, promoción y control, con juego limpio, critica y justicia justas, de la excelencia, de los mejores honrados, humildes, competentes, responsables, respetuosos, rigurosos, creativos, competitivos, profundamente humanos, humanitarios-solidarios (pero sin convertir a los agentes, grupos, sectores, regiones, naciones mas pobres, necesitados, dependientes, que mas sufren, que tienen las peores condiciones de vida y trabajo, en agentes, grupos, sectores, etc. cautivos, comprados, engañados, manipulados, contaminados, sujetados, dominados por demagogias, populismos, oportunismos, ideologicismos, extremismos, fundamentalismos, utopismos, etc. varios), que apliquen, defiendan y promuevan, en la practica real, el comportamiento y trabajo bien hechos, la cultura del esfuerzo, sacrificio, mérito, disciplina, orden, el saber decir y hacer, estar y comportarse, de forma justa, civilizada, en el campo educativo, universitario, publico, social y privado, en el ocio, trabajo, etc., la cultura, moral del deber, individual, familiar, grupal y social, con buenos principios, de/por/para el juego limpio, frente a la cultura, moral de los intereses a cualquier precio, del tajadismo (material, inmaterial, sexual, etc.), del carrerismo, de ganar-no perder como sea, del narcisismo, hedonismo, materialismo, relativismo, demagogia-oportunismo-populismo-Lo Políticamente Correcto (incluido el religioso), de lo queremos todo, lo queremos ahora, hacemos lo que nos da la gana, como y cuando nos da la gana, gratis total, con cargo a nuestros padres, el Estado, lo publico, la Iglesia, la Secta, quien sea y como sea; la cultura del Trabaja tu, tonto, bobo, ingenuo, burro, parvo, etc.; traballa ti, ca min dame a risa; la cultura del nepotismo, amiguismo, clientelismo, favoritismo, carguismo, chanchullismo, tecnoburocratismo, hiperpelotillerismo, megaservilisimo, comisionismo, subvencionismo, ayudismo, subsidiarismo, tajadismo, juegos sucios, corrupción a todos los niveles (corrupción por arriba, en medio, abajo: en lo político y al mas alto nivel, en las mas altas esferas y cargos; corrupción en los partidos, fuerzas políticas y montando, a todos los niveles, todo tipo de redes de juego sucio, por y para el juego sucio, comisionistas, clientelares, tajadistas, de sistemas de cobro, de chantaje y de corte mafioso etc.; corrupción publica, judicial-pública, funcionarial, policial, de orden y seguridad, etc.; corrupción empresarial y que llega al extremo de estar presidida, protagonizada por el presidente de los empresarios y a lo bestia, formando parte de una organización criminal para el robo, el fraude, la estafa, el comisionismo, el blanqueo, etc.; corrupción sindical como si fuesen mafias y que, por medio de subvenciones, de la politiqueria y de lo que sea menester y se tercie, se dedican, sindicatos de clase, sin clase, profesionales, de todo tipo, de todos los colores, a sacar todo tipo de tajadas del Estado, de lo público, de las empresas, de Europa, la ONU, ONGs, fundaciones, de quien se ponga por delante; corrupción profesional, judicial-privada, laboral, de los pensionistas, subempleados, parados, emigrantes, de las minorías, de los sin papales, de/con los ancianos, enfermos, discapacitados, marginados, mas necesitados, etc.; corrupción, en lo político, publico, privado-intimo y eclesial-religioso, pequeña, mediana, grande y muy grande).

Es decir, todo esto, todo lo que acabamos de señalar y más, mucho más (incluso muy grave, gravisimo) que podríamos añadir, es lo que se lleva y el personal lo aprende y mama desde muy pequeñito y a todos los niveles.

DESPRECIO A LOS BUENOS TRABAJADORES, MAESTROS, PROFESORES, PROFESIONALES

El maestro, profesor, funcionario, profesional, empleado, trabajador, empresario, etc., honrados, humildes, responsables, respetuosos, competentes, muy entregados y al margen de envidias (que llegan a ser patológicas y peligrosisimas como los celos), ideologicismos, doctrinarismos, politiquerias, partidismos, sectarismos, corporativismos, clientelismos, comisionismos, tajadismos, diversos grupos de presión, corrupción, etc.; el maestro, profesor, etc. honrado, de/por/para el juego limpio, etc., en España, se viene convirtiendo en la última carta de la baraja y, a pesar de que haya estado trabajando mucho y bien, con la mayor entrega, duramente mas de 30, 35, 40 e, incluso, 45 y mas años, no cuenta para nada, no es tenido en cuenta, no es valorado ni reconocido. Incluso, se olvidan de ellos y son, se ven marginados, humillados, gravemente ninguneados, discriminados, etc. Se desprecia, de mala manera, lo que vienen haciendo, lo que han hecho, proponen y, aún, pueden aportar. Para que cuenten, para que se les atienda, tienen que ir de parte de alguien, tener buenos contactos, ser muy pelotas, serviles, arrastrarse, deben formar parte de lo que se lleva, de los que controlan el cotarro en el campo político, publico, privado y eclesial-religioso.

España, volviendo a los indicadores internacionales mas reconocidos, tiene, entre otras cosas, los alumnos que están entre los que menos asisten a clase, llegan mas tarde, mas fracasan y abandonan, aportan el menor porcentaje de excelentes, son mas tramposos, salen mas, van mas de marcha, consumen mas drogas legales e ilegales, etc. Incluso, hay alumnos que, con el apoyo de sus padres, etc., se ponen de acuerdo para insultar, injuriar, calumniar y, hasta, agredir violentamente a maestros, profesores que han defendido, vienen defendiendo, como es su obligación, el buen hacer, la autoridad, la responsabilidad, el respeto, el trabajo bien hecho, el orden, la disciplina, el saber estar y comportarse, de forma honrada, educada, civilizada, responsable, respetuosa y rigurosa, dentro y fuera de sus/las clases.

SOBRE LOS DEBERES Y LA LUCHA POR EL BIEN, LA EXCELENCIA

Cuando los malos, los que hacen el mal, los corruptores-corruptos, los contaminadores, los demagogos, mediocres, tajadistas, trepas, oportunistas, vagos, tramposos y carreristas sin principios, los que practican y/o promueven el juego sucio sirven de ejemplo y/o son los que se imponen en lo político, publico, privado-intimo y eclesial-religioso, todo esta perdido salvo que los que defienden la critica y justicia justas, la honradez, el juego limpio y su aplicación se movilicen, a todos los niveles, por el bien, la excelencia.

La Declaración Universal de los Derechos Humanos y que, únicamente tiene sentido y significado si, al mismo tiempo, se cumplen, en la practica real, los deberes humanos y no solo de boquilla, en la ideología, doctrina proclamadas, para la galería; esta Declaración Universal dice en su articulo 29 (y que recogen las mejores constituciones democráticas del mundo incluida la Constitución española de 1978): 1.Toda persona tiene DEBERES respecto a la comunidad, puesto que solo en esta puede desarrollar libre y permanentemente su personalidad. 2. En el ejercicio de sus derechos y en el disfrute de sus libertades toda persona estará solamente sujeta a las limitaciones establecidas por la ley con el único fin de asegurar el reconocimiento y el respecto de los derechos y libertades de los demás, y de satisfacer las justas exigencias de la moral, del orden público y del bienestar general en una sociedad democrática. 3. Estos derechos y libertades no podrán en ningún caso ser ejercidos en oposición a los propósitos y principios de las Naciones Unidas.

A partir del gran liberal español Don Gregorio Marañón: Cuando en una sociedad hay hipertrofia-exceso de derechos y atrofia-defecto-falta del cumplimiento justo de los deberes, la misma ha perdido el norte, vive en el engaño, el fraude y la mentira sociales, y avanza hacia la degradación, la peor contaminación, la catástrofe, la ruina.

A partir del Emperador Justiniano I y de su código judicial Digesto: Hay que ser honrados y humildes, tratar siempre de hacer las cosas bien, no hacer daño a nadie y dar a cada uno lo que le corresponde en justicia justa.

A partir de los grandes clásicos de la mejor educación, formación, universidad, de la educación y universidad de excelencia: Aquella educación, aquella universidad que no consigue que una parte de sus alumnos, estudiantes acaben superando a sus maestros, profesores para hacer una vida y un mundo mejores, de/por/para el juego limpio, con buenos principios, no es una buena educación, universidad. La educación, formación y universidad de excelencia deben de tratar de que el alumno, el estudiante, por medio del trabajo honrado, humilde, duro, riguroso, constante, creativo, por medio de la cultura del esfuerzo, del sacrificio (todo lo que vale la pena cuesta, es difícil, exige esfuerzos, sacrificios), del método de prueba-ensayo-error-no abandonar-no deprimirse-no tirar nunca la toalla, pues, siempre se aprende de los errores propios y ajenos, puedan dar lo mejor de ellos mismos y para los demás, lo mejor que llevan dentro; puedan, partiendo necesariamente de ellos y aprendiendo a trabajar educativa y científicamente trabajando con las armas científicas (preguntas, hipótesis, objetivos, indicadores, síntomas, diagnósticos, tratamientos, datos, conceptos, autores, teorías, métodos, técnicas, estadísticas, materiales varios, bibliografías, fuentes bibliográficas, desafíos, etc.) desde el primer momento, metiéndose en la cocina y manchándose las manos; puedan (los alumnos, los estudiantes) liberar sus mejores energías creativas, sus inteligencias múltiples. Los maestros, los profesores, debida y justamente seleccionados, promocionados y controlados regularmente para que sean los mejores honrados, humildes, competentes, motivadores, creativos, profundamente humanos, ejemplares; los maestros, los profesores, los mejores debidamente atendidos, respetados y reconocidos, los centros educativos, debidamente dotados, deben de poner todo de su parte, el personal, los medios, las infraestructuras y servicios necesarios para que los alumnos, estudiantes puedan dar educativa, formativa, universitariamente lo mejor de ellos mismos y para los demás, puedan liberar sus mejores energías creativas, sus inteligencias múltiples, puedan pensar, trabajar y actuar por ellos mismos, honrada, libre, critica, creativa, respetuosa y responsablemente; los maestros, los profesores, los centros educativos, universitarios deben de servir para contribuir, contando activamente con la participación activa, responsable y respetuosa de los alumnos, de los estudiantes, a la búsqueda honrada, humilde y rigurosa de la verdad y su divulgación, al enriquecimiento de/por/para el juego limpio, personal, familiar, grupal, social, local, nacional e internacional-global; al enriquecimiento educativo, científico-técnico, profesional, intelectual, cultural, socioeconómico, socioempresarial, medioambiental, humano, espiritual, ético, moral.

___________
Miguel Cancio, economista y sociólogo, profesor de Sociología, Sociología de la Empresa, Socioeconomía del Desarrollo y los Movimientos Sociales, y Sociología económica de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela y de la Facultad de Administración y Dirección de Empresas (ADE) de Lugo, de la Universidad de Santiago de Compostela (Galicia-España).
www.miguelcancio.com
✉ miguelcancio.usc@gmail.com

Autor

Miguel Cancio

Miguel Cancio, profesor universitario durante 40 años y luchador infatigable por la libertad y la inteligencia.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído