Apuleyo Soto

Caramba con Julio Camba

Caramba con Julio Camba
Apuleyo Soto. PD

¡Caramba con Julio Camba,
el gallego trasversal!
Con el paso de los años
vuelve cual ave a su hogar
y hasta los más indignados
le citan de actualidad,
porque supo comportarse
como hombre libre y cabal.

Él, que pasó media vida
yendo de aquí para allá
y otra media -eso decía-
sin ganas de trabajar,
nos transmitió las mejores
crónicas de sociedad
desde Londres, Berlín, Roma…
y cualquier otro lugar
por el que fuera vagando
como primo responsal
de lo que enviara al medio
con visión muy perspicaz,
con puntillosa elocuencia
y humor supranacional.

Y es que indagando, observando
y poniéndose a pensar,
dejaba en paños menores
a todo bicho procaz
que pululaba entreguerras
con un aire fantasmal,
hasta que la bomba atómica
sojuzgó el mundo a la paz.

¿Cómo serían sus crónicas
«off papers» de Panamá
o las de la lucha siria
con el Bashar al-Asad
en esta hora indecisa
entre el bien y el mal obrar?
Que lo cuente Alfonso Rojo
con su retranca sagaz
dando una larga cambiana
por lo que nos huela mal
a corrupción e indecencia
de las de nunca acabar.
O Arcadi, Camacho, Burgos,
Ussía, Ansón y Millás
-peces hondos que en dos aguas
a la vez saben nadar-,
mas no la Almudena Grandes
ni la Maruja dental,
que van a la causa única
y radical sin cesar,
las que ni ponen ni quitan
ni opción a consensuar dan.

Y es que cáusticos satíricos
como ellos hay pocos más;
quizás Ignacio Quintano,
quizás Herrera el radial,
quizás la Cristina Schlichting,
el docto César Vidal,
Raúl del Pozo el conquense
y el que me olvido… quizás.

Camba revierte ahora mismo
su total humanidad
en honor de la cordura
que hace tiempo quedó atrás.
Retratos como él nos hizo
no se van a superar
y relumbran en la prensa
para la posteridad.

Yo le subo a mi columna,
que en ella tiene un altar,
como le tienen adjuntos
Valle Inclán y Joseph Plá.

Si es que empezó de anarquista,
acabó de liberal,
y eso es lo que a mí me gusta
aquí y en el más allá.

¿No es para estar orgulloso
del que se supo cambiar
dando una vuelta de tuerca
a su ambición inicial?
Tomemos ejemplo, pues,
del periodista ejemplar.
Caramba con Julio Camba
¿dónde ahora se andará?

MARCAS

TODAS LAS OFERTAS DE TU MARCA FAVORITA

Encuentra las mejores ofertas online de tu marca favorita

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído