Los jóvenes de Castilla-La Mancha nos rebelamos contra la manipulación, la fatal de libertad, contra el NO-DO de Barreda

La televisión de Candau silencia una protesta en RTVCM

Más de 150 jóvenes denunciaron el "sectarismo" de CMT

No le hacía falta a Jordi García Candau enviar a un equipo de Castilla-La Mancha Televisión a cubrir el acontecimiento porque la protesta estaba en la propia puerta de RTVCM, sin embargo, la objetiva televisión que el presidente de la Junta, José María Barreda, paga con el dinero de todos los castellanomanchegos mantuvo un impenetrable silencio, como si se tratase de la intervención de Caja Castilla-La Mancha (CCM).

Alrededor de 150 jóvenes del PP acamparon del viernes al sábado a la puerta de los estudios centrales de CMT en Toledo. El hecho no mereció la atención informativa de la televisión que tan acertada y poco intencionadamente dirige Jordi García Candau. Al fin y al cabo, estaban a la puerta de su casa más manifestantes en contra de la gestión de la televisión pública regional que los que el PSOE logró reunir en Sacedón para vilipendiar a Dolores de Cospedal, acontecimiento que sí mereció la intensa atención de la televisión que tiene Barreda para que le saque a él.

Nuevas Generaciones del PP (NN.GG.) convocó la acampada para «escenificar la ruptura del muro de la censura para cambiar esta tierra», según manifestó el presidente de esta organización juvenil, Francisco Núñez, quien lamentó que la primera falta de libertad del gobierno de Barreda se produjese la misma noche de la acampada, «cuando teniendo permiso concedido por la subdelegación del Gobierno, el cacique de Barreda prohibió que levantásemos nuestras tiendas de campaña en terrenos que son de todos los castellano-manchegos». Y resaltó que los jóvenes venidos de las cinco provincias de la región se han visto obligados a dormir a la intemperie mojándose y pasando frío, «sólo una persona de tal calaña prohíbe que muchos jóvenes puedan defender la libertad».

El responsable regional de NNGG manifestó que la intención de la concentración juvenil ha sido la de «denunciar la existencia de un régimen socialista orquestado por Barreda, que establece un vacío informativo para lo que le conviene y no refleja la realidad de lo que ocurre». Núñez informó de que en Castilla-La Mancha «entre todos los ciudadanos pagamos los 76 millones de euros que cuesta Radio Castilla-La Mancha, un ente que además de ser altamente costoso es sectario, tiene una opaca gestión y carece de toda credibilidad política».

«Los jóvenes de Castilla-La Mancha nos rebelamos contra la manipulación, la fatal de libertad, contra el NO-DO de Barreda en la televisión pública, contra la mentira y la censura de Barreda en los medios de comunicación públicos», aseveró Núñez, que indicó que el presidente de la región «coarta los derechos y libertades de la región al imponer desde su sillón de presidencia de la Junta lo que es y lo que no es importante a nuestra gente, para anestesiar unos hechos demoledores y vergonzosos para cualquier gobierno, y que Barreda esconde detrás de las cámaras y los micrófonos que pagamos entre todos».

NNGG de Castilla-La Mancha exigió a Barreda libertad: «hemos dormido a la intemperie porque Barreda nos ha prohibido refugiarnos en las tiendas de campaña, hemos pasado frío, nos hemos mojado con la lluvia pero lo hemos hecho para que se oiga nuestra voz, la de la libertad, de la democracia, la de los jóvenes, del futuro, un futuro sin censores, de democracia y de libertad,», concluyó Francisco Núñez.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído