Apprece denuncia que la medida adoptada por Educación es 'unilateral' y 'no tiene base legal alguna'

El sindicato de profesores de Religión atribuye el recorte de la jornada laboral a ‘prejuicios ideológicos’

El sindicato de profesores de Religión atribuye el recorte de la jornada laboral a 'prejuicios ideológicos'
Clase de Religión. EP

El sindicato de Profesores de Religión en Centros Estatales, Apprece, ha achacado el recorte de la jornada laboral a más de 240 docentes de esta asignatura a «un prejuicio ideológico». En una nota, la asociación gremial ha señalado que la medida tomada por el Ministerio de Educación es «unilateral» y «no tiene base legal alguna».

Alrededor de 240 docentes de Aragón, Ceuta y Melilla han sufrido un recorte de entre el 30 y el 40 por ciento de su jornada laboral después de que el ministerio que dirige Isabel Celaá resolviera a partir de este curso retribuir solo las horas que los profesores dedican a dar la clase de Religión.

El desfase entre la jornada laboral de los profesores y las horas de clase impartidas se produjo tras la entrada en vigor de la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (Lomce) en el curso 2014-15. Esta norma dejó en manos de las autonomías la carga lectiva de la clase de Religión. En el caso de Ceuta y Melilla, por ejemplo, la materia pasó de dos sesiones de 55 minutos por curso en Primaria e Infantil a una sesión de solo 45 minutos.

Para compensar esa diferencia, tanto el Ministerio de Educación como las consejerías han permitido que se asignen a estos docentes –como se hace con el resto de los miembros del claustro– tareas complementarias, como la atención de la biblioteca, apoyo escolar, guardias en los recreos, etc.

Sin embargo, a inicios de este curso, el Ministerio de Educación resolvió reducir la jornada laboral de los profesores de Religión, cuyos contratos aún dependen de su cartera. Es el caso de Ceuta, Melilla y Aragón, donde los profesores han denunciado la modificación sustancial de sus condiciones de trabajo ante la Justicia.

«Se ha ignorado que el Profesorado de Religión, de acuerdo con los artículos 8 y 11 de la Ley del Estatuto Básico del Empleado Público, del año 2007, es Personal Laboral Docente con una relación indefinida con las Administraciones Publicas y que, por tanto, le asiste el derecho a que se le trate como a empleado público y cumpliendo rigurosamente con la legislación laboral y no proceden actuaciones unilaterales y desde prejuicios ideológicos», ha detallado el sindicato Apprece, al tiempo que ha advertido de que «convertir los contratos indefinidos en temporales con el curso escolar ya en marcha no es una medida de progreso».

Autor

Pablo Santos

Experto en información religiosa

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído