CRACKS DEL FUTBOL

La vanidosa Argentina cae ante la modesta Venezuela y Messi, de nuevo lesionado

La vanidosa Argentina cae ante la modesta Venezuela y Messi, de nuevo lesionado
Leo Messi con Argentina. EP

No dan una y sólo les salva esta vez, que era un partido amistoso (Maradona confiesa que preferiría dirigir al Tri antes que a la selección Argentina).

El suplicio de Leo Messi con Argentina no tiene final. Ni los nueve meses en los que no se ha puesto la casaca albiceleste han servido para hacer borrón y cuenta nueva.

El capitán de la selección argentina de fútbol será baja en el segundo partido amistoso de la albiceleste en este parón FIFA por culpa de los dolores de pubis que sufre y que le impedirán enfrentarse a Marruecos el próximo martes.

Messi, que jugó los 90 minutos en la derrota de Argentina frente a Venezuela en el Wanda Metropolitano (1-3), ha sufrido una «reagudización de dolor pubiano bilateral». Una dolencia que se ha agravado este viernes después de haber arrastrado dichos dolores las semanas previas al choque.

EL PENALTI DEL SALTITO

El delantero del FC Barcelona, que volvió con su selección frente a la ‘vinotinto’ después de ocho meses, se despide de la concentración de la albiceleste y estará disponible para su técnico, Ernesto Valverde, una vez supere el dolor.

Su baja será notable en el equipo, que no fue capaz de imponerse ante Venezuela ni con el regreso de su delantero. El ’10’ volvió a formar con sus compatriotas desde la eliminación en octavos de final de Rusia 2018 y sin duda fue el mejor durante los 90 minutos que jugó.

En un equipo sin nombres como Agüero, Higuaín, Di María, Dybala, Banega…, Argentina pareció una selección B y Venezuela la campeona del mundo, con las ideas claras y gol.

La defensa de tres no funcionó en la albiceleste, ni el centro con Lo Celso, Montiel, Tagliafico o Paredes. Tampoco tuvo gol el equipo de Scaloni y sí ‘La Vinotinto’, acechando siempre con Rondón. El delantero ex del Málaga hizo el 0-1 a los seis minutos, en un balón llovido desde su campo que controló y fusiló a la red.

Apenas daba tres pases Argentina hasta que a la media hora Messi comenzó a tirar del carro y hacer sus arrancadas. El capitán dejó las dos jugadas de peligro del primer tiempo, en especial con un centro a la cabeza de Lautaro. En el otro bando, Machís y Rondón amenazaban a la contra y en una falta sacada rápida, Murillo firmaba con un golazo el 0-2 en el Metropolitano.

La también rejuvenecida Venezuela tenía más oficio que su rival, que más allá de la camiseta no imponía nada. Tras el descanso eso sí los venezolanos guardaron la renta y en una contra lanzada por Messi, Lautaro acercó a Argentina.

Los de Rafael Dudamel cerraron bien sus líneas y, aunque Lo Celso tuvo el empate, pudieron mantener a raya a los de Scaloni, incapaz de mejorar a su equipo con los cambios.

Cuando parecía renuncia al ataque, Venezuela encontró el penalti de Foyth a Murillo que convirtió con floritura Josef Martínez, para hacer sangre de la renovación de una Argentina que se busca a contrarreloj a tres meses de la Copa América.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído