Los inversores deben preparar sus portafolios para hacer frente a una inminente -y posiblemente larga- caída bursátil

Crónica de una caída anunciada

No hay motivos que justifiquen los precios actuales

Crónica de una caída anunciada

Las consecuencias del Covid-19 aún no han terminado. De hecho, la volatilidad que hemos experimentado en los mercados financieros desde principio de año, ha sido sólo el principio de una inminente -y posiblemente larga- caída.

Aquellos inversores atentos y ávidos de comprender los motivos que fundamentan los valores actuales de los principales índices bursátiles, habrán notado algo extraño: No hay motivos que justifiquen los precios actuales.

Muchos podría alegar que se debe a la inyección de liquidez y a las bajas tasas de interés. Pero eso no alcanza para justificar los valores actuales, debemos ahondar un poco más en las profundidades del contexto actual.

Esta ya conocida extrañeza en el mundo de las finanzas, tiene nombre y apellido: “La irracionalidad de los mercados”. En el último artículo publicado en este medio, he compartido el rol que juega la irracionalidad en los mercados y la importancia de la psicología del inversor a la hora de tomar decisiones. Para no aburrir al lector me remito a ella.

No obstante, y dada la coyuntura actual la irracionalidad de los mercados financieros ha sido exuberante. Muchos inversores siguen esperando-aúncuando la mayoría de las grandes consultoras se han retractado- una recuperación aguda en forma de “V”, esperando que un milagro produzca la inmunidad en la población mundial, permitiendo así una rápida reanudación de la economía.

Otros inversores, un poco más “realistas”, confían en que los gobiernos y bancos centrales seguirán inyectando liquidez en la economía real. Lo que no se plantean es por cuánto tiempo podrán seguir haciendo esto, sobretodo teniendo en cuenta la inmensa y extensa intervención que tuvieron los mismos (aplazamiento de pagos, transferencias directas de efectivo, baja tasa de interés, compra de bonos corporativos, entre otros). Tal como mencioné en otro artículo, “el optimismo no tiene fin”.

La realidad es que el virus no ha desaparecido y aún no ha salido la vacuna contra el Covid-19. Aún en caso que los expertos logren dar con el antídoto, no se sabe cuánto tiempo demorarán en aplicarla a la población mundial.

Los efectos del desconfinamiento, parecen no haber traído buenas noticias. En varias ciudades se han incrementado los casos de contagio, obligando a las autoridades a revertir sus planes de desconfinamiento.

Datos al 14 de Julio del corriente en relación al Covid-19

  •  Número de contagiados: 13.024.524
  •  Número de muertes: 563.865

A estos datos habría que agregarle aquellos números de contagiados y muertes que no han sido podido ser constatados, producto de la falta de recursos sanitarios en los países menos desarrollados.

Para aquellos inversores que aún no lo hayan hecho, todavía hay tiempo (aunque nadie sepa el timing preciso) para reacomodar las carteras de inversiones. Quienes cuenten con posiciones tácticas, sería un buen momento de tomar ganancias.

Aquellos que cuenten con liquidez, podrán esperar una corrección para conseguir buenas oportunidades y comprar acciones de empresas sólidas a un precio bajo. Asimismo, para quienes cuenten con liquidez, otra alternativa de inversión sería comprar una reestructuración de deuda ya sea pública o privada.

En el caso de la segunda opción, el inversor deberá tener en cuenta los riesgo que traerá aparejada dicha operación, prestando especial atención -en el caso de las reestructuraciones privadas- al fenómeno de las empresas zombis.

MARCAS

TODAS LAS OFERTAS DE TU MARCA FAVORITA

Encuentra las mejores ofertas online de tu marca favorita

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Lautaro Tixi

Lautaro Tixi, es abogado especializado finanzas con un MBA en el IE. Fundador y analista financiero de We Are Fauna Multifamily Office. A lo largo de su experiencia profesional, ha estructurado negocios en distintos sectores, brindado soluciones a medida para clientes tanto en aspectos legales, financieros y fiscales incluyendo: Asesoramiento en la compra y venta de empresas (M&A), inversiones inmobiliarias, fundraising para Startups, planificación fiscal, entre otros.

Lo más leído