LE LLAMÓ 'ESCRITOR SUCIO'

La célebre puñalada que le metió Anson a Ferlosio: «Le elogia la izquierda porque no hace nada y le respeta la derecha porque le da pena»

El hijo de Sánchez Mazas había descalificado a ABC por defender al dirigente de Herri Batasuna, Jon Idigoras

La figura del escritor Rafael Sánchez Ferlosio aparece este 2 de abril de 2019 en la portada de todos los periódicos. Según Fernando Jáuregui era uno de los mayores cascarrabias que él había conocido. Y debe ser verdad si consiguió que se ‘mojara’ ese avezado de la equidistancia que es Jáuregui.

Su larga trayectoria no fue sólo en el sector literario, también en el periodístico, dado que fue columnista del diario El País en la etapa de Jesús Ceberio y en alguna ocasión aprovechó para ajustar cuentas con los periódicos que no le gustaban, en particular con el diario ABC al que calificaba de ‘prensa sucia’.

Desde El País, Ferlosio calificaba a ABC de «Nuestro siempre querido, benemérito, ilustrado, empedernido y gracigordo diario monárquico de la mañana» que recurría al ‘amarillismo’ y al ‘populismo’.

Lo más curioso es que con todo lo que se le podía echar en cara al ABC de aquella época dirigido por el Luis María Anson Verdadero, para Ferlosio lo que hacía merecedor al ABC de su ira y del adjetivo de ‘prensa sucia’ era que sacaban en portada fotos del político proetarra Jon Idigoras en las que salía muy feo y fotos, en cambio del director de política antiterrorista Rafael Vera que, a juicio de Ferlosio, salía injustamente demasiado guapo.

Siendo el Anson Verdadero responsable de muchas tropelías en su vida, no parece que los rasgos físicos de Vera e Idígoras estuvieran entre sus competencias.
Pero lo que sí competía a aquel Anson Verdadero (no confundir con el loador canelo fino del mismo nombre de la actualidad) era responder y publicó desde ABC como editorial uno de los textos más duros que Ferlosio tuvo que tragarse en toda su trayectoria y cuyo estilo literario desvelan la redacción directa del propio director titulada «¿Escritor sucio?»

«Rafael Sánchez Ferlosio (…) vegeta dulcemente en el valle de lágrimas de los otros. Le elogia la izquierda porque no hace nada. Le respeta la derecha porque le da pena. Todo su mundo de ideas se le ha derrumbado y se mueve como un fantasma de otro tiempo, en el desconcierto».

«Tiene la pluma perezosa, el ingenio paralítico, el labio con temblor (…). Sólo le queda el recurso de insultar. (…) Apenas se lo tenemos en cuenta. Nadie le tiene ya en cuenta a este inefable Sánchez Ferlosio».

Era duro, pero al menos el Anson Verdadero atacaba a sus enemigos sin citar a la familia. Si aquella polémica con Ferlosio hubiera sido con Jiménez Losantos, Campmany o Pablo Sebastián le hubieran sacado a pasear al padre franquista. Pero en todo, hasta en el arte de polemizar, hay niveles y estilos.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído