EL COLUMNISTA DE 'EL MUNDO', MUY DURO CONTRA VILLACÍS Y COMPAÑÍA

Arcadi Espada da la puntilla a las mujeres de Ciudadanos masacradas el 8-M: «Me alegré»

"Ciudadanos parece obtener un extraño placer al intentar participar en estas ceremonias apestosas y ser violentamente tratado en ellas"

Arcadi Espada da la puntilla a las mujeres de Ciudadanos masacradas el 8-M: "Me alegré"
Arcadi Espada y Begoña Villacís acosada el 8-M. PD

Ya están más que vistas las tétricas imágenes que una vez más demuestran cómo echaron de muy malas maneras de una manifestación a los representantes de Ciudadanos.

Esta vez fue el 8-M, en la manifestación por el día de la mujer en Madrid, pero había pasado algunos meses antes en la celebración del Orgullo Gay.

Ciudadanos quiere sumarse a la proclamación de ciertos eventos y la celebración de sus correspondientes manifestaciones, como es el caso, pero la izquierda radical, que se apropia de todo, no se lo permite y lo hace de muy malas formas, sin argumentos, a golpes.

A Begoña Villacís, Marcos de Quinto, Lorena Roldán, Marta Rivera de la Cruz y alguno más del partido naranja los echaron a patadas de la manifestación este domingo 8 de marzo de 2020, y el artículo de Arcadi Espada en ‘El Mundo’ de este lunes 9 de marzo no va nada desencaminado, metiéndoles la puntilla final precisamente por haberse ofrecido para ese espectáculo dantesco:

Toda causa noble, sea la igualdad de derechos de los sexos o de las conductas sexuales, se infecta en manos de la izquierda española. Sin embargo, Ciudadanos parece obtener un extraño placer al intentar participar en estas ceremonias apestosas y ser violentamente tratado en ellas.

Cuando vi el domingo a la doliente Villacís arrastrarse por los arrabales donde la dejaron las matonas, me alegré. Una alegría parecida a la que sentí cuando insultaron a don José Montilla en la manifestación contra la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto.

La aparatosa propaganda que la izquierda proyecta contra las mujeres sería puramente marginal si Ciudadanos y el Pp no la legitimaran por activa o por pasiva. La obligación de estos dos partidos, por el contrario, habría sido seguir al pie de la letra a la vicepresidenta Calvo, claro, cuando dijo: «No bonita, no bonita, el feminismo no es de todas». Toda la razón tenía la vicepresidenta y más que nada en llamarlas bonitas, ella; aunque no se me escapa la superioridad que se arrogó al reírse de las chicas llamándolas bonitas, es decir, bobas, cuando tan difícil sería para todo un hombre como yo reírse de ella, llamándola fea, es decir, sabia.

OFERTAS ORO

¡¡¡ DESCUENTOS ENTRE EL 41 Y EL 50% !!!

Una amplia variedad de las mejores ofertas de nuestra selección de tiendas online

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído