EL ÚNICO QUE LE CANTA LAS CUARENTA EN EL DIARIO LA RAZÓN

Alfonso Ussía despelleja viva a Rosa María Mateo: «Bajo esa máscara de simpática elementalidad había un descarado resentimiento»

Los trabajadores alzan la voz contra lo que denominan «una purga en toda regla»

La llegada de Rosa María Mateo como gestora provisional única de TVE ha provocado un tsunami en la cadena. Pese a que su puesto es temporal, hasta que se nombre un nuevo consejo de administración por concurso público previsiblemente en octubre o noviembre, el goteo de ceses y nombramientos ha sido casi constante en agosto (Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, periodistas masajistas y la purga soviética de RTVE).

Especialmente en el área de informativos, capitaneado por Begoña Alegría, donde, a pocos meses de que se abra el ciclo electoral (europeas, autonómicas y municipales), no queda prácticamente nadie de la anterior directiva.

Solo este 24 de agosto 2018, se hicieron públicos al menos quince nuevos cargos de responsabilidad en los «Telediarios».

Entre las jefaturas de área, que producen piezas de noticias para todas las ediciones, solo se ha mantenido en su puesto al responsable de Cultura (Sanchez e Iglesias siguen su purga en RTVE: ahora se pulen a Pedro Carreño del fin de semana y a Jenaro Castro de Informe Semanal).

Además, Alegría, que ha preferido no hacer declaraciones sobre estos movimientos hasta la presentación oficial de la temporada, ha cambiado a todos los editores de los distintos informativos.

Los movimientos provocarán incluso cambios de caras entre los presentadores. Ya se ha destituido a Pedro Carreño, editor y presentador del «Telediario Fin de Semana», y a Víctor Arribas, de «La noche en 24 horas».

Esto ha indignado a muchos en la cadena pública, que alzan la voz contra lo que denominan «una purga en toda regla» (¿Te acuerdas cuando Sánchez reprochaba a Podemos que fuera más importante controlar RTVE que combatir el paro?).

Alfonso Ussía es en La Razón el único que se atreve a denunciarlo. Porque el periódico de Paco Marhuena en cuestiones mediáticas se la coge con papel de fumar. Y atención a lo que dice el gran Ussía sobre Rosa María Mateo:

El golpe de Estado se dibuja cada día que pasa con mayor precisión. Ni Zapatero se atrevió a eliminar la libertad de expresión en RTVE, ni a ordenar a una comisaria política afín a Podemos la exterminación de grandes e independientes periodistas. Rosa María Mateo aplica sin piedad las órdenes que recibe. Jamás creó nada. Fue una buena y agradable lectora de las noticias que le escribían sus compañeros. Y lo hacía muy bien. Nadie se atrevió a pensar que bajo esa máscara de simpática elementalidad se movía tan descarado resentimiento.

Detrás de toda esta maniobra hay para Ussía un golpe de Estado en toda regla:

Todo responde a un gélido e inteligente plan de demolición de la Constitución Española para ser sustituida por una cloaca con pretensión legal, redactada en bolivariano, el mal acento del idioma de la quiebra, la cárcel y la tortura.

España está inmersa en un golpe de Estado, pero lo importante es conocer lo que opina Lopetegui. Si alinea de titular a Navas o a Courtois.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído