Un final de infarto con Rusia

Eurovisión 2016: Europa se lavan la conciencia en un festival que gana Ucrania

La canción ganadora, "1944", habla sobre la expulsión de los tártaros de Crimea

'Badrei': España vuelve a pifiarla en Eurovisión

La cantante ucraniana Jamala ha ganado con su canción «1944» la 61 edición del Festival de Eurovisión, que ha tenido lugar esta noche en el Globe Arena de Estocolmo.

La representante de TVE, Barei, ha terminado en 22ª posición con la canción «Say yay!».

Jamala, de origen tártaro, es cantante, compositora y actriz. Es autora de «1944», canción con la que ha ganado Eurovisión 2016, un tema que hace alusión a la deportación de los tártaros de Crimea (ahora adherida a Rusia) a Asia Central (principalmente a Uzbekistán) tras la batalla de Crimea.

Su abuela, a la que dedica el tema, fue una de las víctimas de esta deportación.

Jamala: «Ojalá nunca hubiese existido esta canción»

«Ojalá nunca hubiese existido esta canción con tal de que mi abuela no hubiese sufrido semejantes abusos», ha dicho Jamala entre lágrimas durante la rueda de prensa celebrada posterior a la final de Eurovisión.

Se trata del segundo triunfo de Ucrania en el Festival de Eurovisión. La primera vez venció en 2004 con la cantante Ruslana y la canción «Wild dances». En esta ocasión la representante ucraniana, Jamala, ha ganado con una canción que jamás se etiquetaría como «eurovisiva»: melodía no apta para tararear, estribillo con versos en tártaro de Crimea (idioma escuchado por primera vez en el Festival) y una puesta en escena con una realización teatral y sin mapping (técnica de proyección de imágenes utilizada por el ganador de Eurovisión 2015, Mans Zermelöw, y que hemos visto hasta la saciedad esta noche).

En la porra de comentaristas internacionales que realizamos esta semana en Estocolmo, el comentarista húngaro Gabor Gundel Takács dio en el clavo con su valoración sobre la propuesta ucraniana en Eurovisión:

«Es una canción con mucha fuerza y pinceladas políticas, así que creo que es importante para Ucrania y para toda Europa. Por otra parte, es muy teatral, más que una canción, es teatro. Y la propia Jamala me parece un personaje muy interesante».

El triunfo del arte sobre el artificio

La decepción de la noche ha sido la del candidato ruso Sergey Lazarev, que desde hacía meses lideraba las casas de apuestas como favorito para ganar Eurovisión y finalmente ha quedado tercero, por detrás de Ucrania y Australia.

La actuación del artista ha destacado por su puesta en escena, repleta de juegos visuales, hasta el punto de que por momentos ha eclipsado a su propia canción, «You are the only one».

Con el triunfo de Jamala queda claro que Eurovisión 2016 ha premiado al arte y no al artificio. Frente al abusivo uso de mapping del candidato ruso, los puntos fuertes de Jamala han sido su gran voz, personalidad y una canción que ha tocado el corazón de los telespectadores.

Barei termina en 22ª posición

Ha sido una velada muy especial para Barei y toda la delegación española en Estocolmo porque, tras su actuación, la cantante ascendió en las casas de apuestas online desde la vigésima a la tercera posición, lo que nos ha hecho creer por unas horas que este año, por fin, España podía ganar Eurovisión.

Finalmente no ha habido suerte y Barei ha quedado en 22ª posición, siendo muy comentado en la sala de prensa del Globe Arena cómo una canción que estaba como favorita en las apuestas tan solo recibiera 10 puntos por parte del televoto. Los eurofans españoles se han sentido algo decepcionados con las votaciones pero orgullosos de la gran actuación de Barei, una de las más aplaudidas de la noche por los espectadores del Globe Arena.

El Festival de Eurovisión ha cambiado este año su método a la hora de comunicar los votos, anunciando por separado las votaciones de los jurados profesionales de cada país y las del televoto.

De este modo, el jurado de TVE (integrado por Xuso Jones, Salvador Beltrán, Electric Nana, Maverick y Coral Segovia) ha votado:

  • Armenia: 12 puntos
    Hungría: 10 puntos
    Australia: 8 puntos
    Francia: 7 puntos
    Malta: 6 puntos
    Italia: 5 puntos
    Rusia: 4 puntos
    Netherlands: 3 puntos
    Azerbaiyán: 2 puntos
    Israel: 1 puntos

Los países que han votado a España han sido los siguientes:

  • Azerbaiyán: 1 punto
    Dinamarca: 1 punto
    Malta: 2 puntos
    Francia: 3 puntos
    Armenia: 3 puntos
    Bulgaria: 4 puntos
    Israel: 4 puntos
    Hungría: 5 puntos
    Polonia: 5 puntos
    Australia: 5 puntos
    Albania: 6 puntos
    Noruega: 7 puntos
    Moldavia: 8 puntos
    Italia: 12 puntos
    TELEVOTO: 10 puntos

Eurovisión, la televisión que viene

La final del Festival, organizada por la televisión anfitriona, SVT, ha sido todo un homenaje a los éxitos eurovisivos y al pop sueco, con grandes dosis de humor y propuestas visuales que sin duda marcarán tendencia en la televisión que se avecina: mapping, escenografía pseudointeractiva, holografías, sobreimpresiones automatizadas…

Actuaciones como la de Rusia o Armenia han sido de tal perfección técnica que al ojo del espectador hacían olvidar que esta final es un show producido en riguroso directo.

Con una audiencia estimada de 200 millones de telespectadores, el Festival de Eurovisión ha vuelto a ofrecer una final digna del gran espectáculo televisivo que es. Más allá de las fronteras de Europa, el Festival se ha emitido en directo en otros países como China y, por primera vez en la historia, en Estados Unidos de costa a costa.

Justin Timberlake en Eurovisión

Por primera vez en la historia del Festival, se ha invitado al escenario a una superestrella norteamericana. En este caso ha sido Justin Timberlake el encargado de amenizar el tiempo de votación interpretando su hit «Can’t stop the feeling».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído