En menos de dos meses la violencia ha causado en torno a 500 muertos y 20.000 heridos

Los cristianos se quedan sin la Misa del Gallo en Bagdad por motivos de seguridad

Los cristianos se quedan sin la Misa del Gallo en Bagdad por motivos de seguridad
El patriarca Louis Raphael Sako y sus colaboradores. AsiaNews

No habrá Misa del Gallo en Bagdad. La decisión la ha tomado la Iglesia caldea tras un proceso de consulta con los sacerdotes y algunos fieles, para intentar «garantizar ante todo la seguridad de la gente».

«La seguridad es muy débil ahora mismo» en la capital de Irak, ha explicado el patriarca caldeo, Louis Raphael Sako. A las cerca de 500 muertes provocadas sobre todo por la represión contra los manifestantes desde el 1 de octubre de 2019, se suman «secuestros y ataques» por parte de grupos infiltrados dentro del movimiento de protesta contra el Gobierno.

En este contexto, el principal líder cristiano del país considera que «los fieles que van a la iglesia, sobre todo de noche, pueden convertirse en un blanco móvil». «Un ataque en este contexto sería un desastre». Por eso, la Iglesia caldea ha pedido que en todas las iglesias de la ciudad las únicas Misas de Navidad que se celebren sean ya a la luz del día del 25 de diciembre.

La historia demuestra que ni siquiera ir a Misa de día en Navidad garantiza la seguridad de los fieles. En 2013, dos atentados contra un barrio y una iglesia católica en Bagdad se saldaron con 38 muertos y 70 heridos. Los cristianos nunca se han arredrado ante este peligro. Han acudido a las celebraciones incluso cuando para ello había que implementar medidas como detectores de metales a las puertas de los templos. Pero los dirigentes cristianos consideran que, en la situación actual, acudir a Misa de noche incrementaría el peligro de forma inasumible.

El cardenal Sako ha querido subrayar en todo momento que «las protestas son pacíficas. Pero hay grupos que no quieren el cambio y atacan a los que se manifiestan en las calles. Más aún, el punto muerto en el que se encuentra el nombramiento del primer ministro alimenta la situación de incertidumbre y confusión».

La decisión de cancelar la Misa del Gallo llega después de que la Iglesia católica caldea pidiera a las comunidades cristianas, hace unas semanas, que prescindieran de adornar los edificios y las calles con árboles, luces y adornos navideños y de organizar fiestas y otros eventos; y que el dinero destinado a ello se donara a orfanatos y hospitales. En ese caso, la medida pretendía ser una muestra de respeto por los –entonces– 430 muertos y 20.000 heridos, y de «nuestro sufrimiento y nuestra tristeza».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído